[Vídeo] No quiero estar sentada junto a un bebé que llora

La intolerancia y las reacciones sin sentido relacionadas con bebés las encontramos en cualquier lugar, un ejemplo lo vemos en este vídeo en el que una pasajera de un tren de cercanías no quiere que una madre con su bebé se siente a su lado, su argumento: “No quiero estar sentada junto a un bebé que llora”, a pesar de que el bebé no llore…

Conflictos con bebés

Sorprende que en un país desarrollado se produzcan situaciones como la que podéis ver en el vídeo que os dejamos a continuación. A algunas personas les incomoda o escandaliza que una madre amamante en público, pero ya es el colmo que se intente expulsar a una madre con su bebé de un transporte público con el pretexto de que los bebés lloran y son molestos, perturbando la paz del resto de viajeros.

Una madre con su bebé viajaba en un tren de cercanías en la ciudad de Brighton (Sur de Inglaterra), y los pasajeros la increpan por querer sentarse en un asiento de primera con el argumento de que no tiene un billete para disfrutar de ese servicio.

La madre trata de razonar con una mujer que está sentada al lado del asiento vacío y que está utilizando para tener su equipaje a mano. Le pide que deje la bolsa en el suelo para poder sentarse, y la pasajera le contesta con argumentos como “no quiero estar sentada junto a un bebé que llora”, “hay que respetar a las personas mayores”, “hay que respetar a quienes han pagado por un asiento de primera clase”.

Lo más curioso es que la madre ha pagado su billete de tren y además el niño no está llorando, pero la mujer le increpa asegurando que no puede tener un billete de primera clase. La madre sigue demostrando buena educación e intenta razonar con esta pasajera, explicándole que los viajeros que no pueden estar de pie, como es su caso, por llevar a un bebé, tienen reservados estos asientos. Al final la pasajera contesta que no quiere a su lado a un bebé que llora, evidentemente se le han acabado los argumentos y aflora la verdadera razón por la que no quiere ceder el asiento.

Evidentemente, el bebé se comporta mucho mejor que esta pasajera de edad avanzada que parece que no le gustan los niños, su tono alto de voz es lo que realmente molesta al resto de pasajeros y no el bebé. Se suman otros pasajeros a la peculiar discusión, unos a favor y otros en contra de la madre, pero sólo uno se posiciona con más claridad a favor, argumentando que la madre se puede sentar donde quiera.

Menos mal que este pasajero no duda en ceder su asiento a esta mujer y a su bebé, acallando la voz de la intolerante, acción que es aplaudida por varios pasajeros. Esta grabación se ha viralizado, ha tenido más de 600.000 reproducciones y se ha compartido miles de veces en Facebook. Merece la pena leer los comentarios, la mayoría de los internautas no dan crédito a lo que se ve en el vídeo.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...