Bélgica se convierte en el primer país del mundo que practica la eutanasia a un menor

La semana pasada se practicó la eutanasia en Bélgica a un menor, convirtiendo al país en el primero del mundo en llevar a cabo este procedimiento, tras la aprobación de la Ley sobre la eutanasia en el año 2014. En esta reglamentación se permite el final de la vida de forma voluntaria sin límite de edad, siempre que padres y médicos estén de acuerdo.

Eutanasia infantil

A principios del año 2013 podíamos saber que en Bélgica estaba en marcha un Proyecto de Ley con la finalidad de aprobar la eutanasia infantil, un año después este país se convirtió en el primero del mundo en legalizar la eutanasia infantil sin restricción de edad. Cualquier paciente puede solicitar la eutanasia contando con la aprobación de los padres y los médicos, otro requisito que se exige es una evaluación psicológica del paciente.

Esta medida se introdujo para aquellos casos en los que una enfermedad provoca un sufrimiento físico insoportable, sabiendo a ciencia cierta que el desenlace a corto plazo será inevitable, la muerte. Pues bien, dos años después de la aprobación de la legislación sobre la eutanasia infantil, Bélgica se convierte en el primer país del mundo que practica la eutanasia a un menor. Se desconoce el nombre del menor, la enfermedad que estaba sufriendo y la fecha exacta en la que se practicó la eutanasia, sólo se sabe que la Comisión Federal de Control y Evaluación de la Eutanasia, confirmaba la entrega del informe sobre el procedimiento por parte del médico que la llevó a cabo.

Como ocurrió en su momento cuando fue aprobada la polémica ley, se han realizado todo tipo de críticas y de nuevo el tema ha saltado a los medios de comunicación. El razonamiento que los opositores proporcionan es el siguiente: Mientras existe vida, existe esperanza, dado que la ciencia médica realiza grandes avances, ¿cómo se sentiría una familia que tras solicitar la eutanasia, descubriera a los pocos días que se ha encontrado una cura o un alivio para la enfermedad? También se ha vuelto a expresar la preocupación de que poco a poco la eutanasia se convierta en una rutina, este primer caso podría provocar un efecto dominó.

Sin embargo, uno de los responsables de la Comisión Federal de Control y Evaluación de la Eutanasia, comenta que son muy pocos los menores de 18 años a los que se les está considerando una solicitud de eutanasia, aunque aclara que eso no quiere decir que se les deba negar el derecho a tener una muerte digna, librándoles de un severo sufrimiento con consecuencias irremediablemente trágicas.

Hay que aclarar que aunque Bélgica es el primer país del mundo que practica la eutanasia a un menor, es el segundo del mundo en haber puesto en marcha una ley sobre este tema. Holanda fue el primer país en instaurar una nueva reglamentación a través de su famoso protocolo de Groningen, procedimiento que permite utilizar la eutanasia en aquellos bebés que hayan nacido con espina bífida.

Para muchos no es nada honroso ostentar el título de primer país del mundo que ha practicado la eutanasia a un menor, si en algún caso se descubriera un tratamiento sobre una enfermedad que ha provocado el procedimiento de la eutanasia en un menor, existirían muchas posibilidades de que la legislación fuera derogada. Podéis conocer más detalles de la noticia a través del vídeo y de este artículo publicado en el periódico digital Rtbf.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...