La importancia de la vitamina D en el desarrollo de los niños

La vitamina D es necesaria para el buen desarrollo del sistema nervioso, inmunitario y de los huesos.

vitamina D

La vitamina D se puede encontrar en algunos alimentos en bajas cantidades, como por ejemplo en los pescados grasos como son las sardinas, el arenque, la caballa o el atún; en productos lácteos, huevos, queso, en los cereales e incluso en algunos zumos de fruta. Pero el 80% ó el 90% de vitamina D se consigue a través de los rayos solares. De esta forma el cuerpo los absorbe y genera esa vitamina esencial para el organismo, sobre todo el de nuestros hijos que están en pleno desarrollo y crecimiento. No obstante, debido al riesgo de cáncer de piel, se debe tomar el sol con prudencia y siempre con la protección necesaria para filtrar los rayos perjudiciales del sol.

¿Por qué es necesaria la vitamina D?

Si esta vitamina D es necesaria es porque gracias a ella los huesos se mantienen fuertes por la absorción del calcio, ayuda al buen desarrollo del sistema nervioso y del sistema inmunitario. Además, su carencia puede provocar diversos problemas de salud, como por ejemplo el raquitismo. Por otro lado, si sumamos carencia de vitamina D a carencias de calcio, aunque se tomen suplementos de calcio, si no se absorbe correctamente, puede provocar en la edad adulta problemas de osteoporosis y debilidad muscular.

Y es que la vitamina D ayuda a que los nervios puedan mandar sus mensajes al cerebro, ayuda a que el sistema inmunitario pueda combatir los virus, y la vitamina D, junto al calcio ayuda a proteger a la gente mayor de la osteoporosis.

¿Quiénes tienen más posibilidad de tener carencia de vitamina D?

Hay varios grupos de personas que pueden tener carencias de vitamina D. En lo que respecta a los niños, el grupo de lactantes son los más perjudicados porque la leche materna no es precisamente rica en esta vitamina. De ahí que una vez han cumplido el año de vida, el pediatra podría aconsejar un suplemento vitamínico. Otro grupo afectado por la carencia de vitamina D son los que tienen la piel oscura, ya que este tipo de piel tiende a generar por defecto menos vitamina D. Otros grupos serían personas mayores o personas con problemas de obesidad.

En cualquier caso, debe ser el pediatra el que aconseje si se ha de tomar algún tipo de suplemento de vitamina D en los  niños, ya que la mayor cantidad de vitamina D la pueden tomar jugado en el parque o dando un paseo. Los padres también podemos añadir a la dieta de los niños aquellos alimentos que pueden favorecer la adquisición de esta vitamina.

Vía | MedlinePlus

Imagen | marie_claire_camp

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...