Cuándo no llevar al niño a la guardería o al colegio

Los niños se ponen muchas veces malitos y los padres necesitan saber y diferenciar qué síntomas son los que les dirán si el niño debe quedarse en casa o acudir a la escuela con normalidad.

En esta época del año donde en los colegios siempre hay algún niño malito, te cuestionas cuándo debes llevar a tu hijo al colegio, o cuándo no. Siempre se debe llevar al niño al pediatra si tiene fiebre o está malito, pero la decisión de dejarlo en casa, también es de los padres, ya que algunos pediatras son muy reacios a que los niños pierdan clase aunque sean pequeñitos. Cabe recordar que hasta los seis años el colegio no es obligatorio. Por otro lado, si los padres trabajan y no tienen con quien dejar al niño, también deben valorar algunos síntomas para decidir si debe quedarse el pequeño en casa o acudir con normalidad al colegio o guardería, también se debe tener en cuenta la opinión del especialista y las normas del colegio, claro está.

El caso, es que antes de enumerar aquellos síntomas que se deben valorar en los niños, me gustaría hacer hincapié en un tema. Si un niño menor de seis años no se encuentra bien, no atenderá con normalidad en clase, además, si lleva un virus al colegio lo más probable es que se lo contagie a otros niños. Cuando esto pasa, y es mi opinión como madre, pienso que si se trabaja en casa o se cuenta con ayuda para dejar al pequeño mientras los padres trabajan o uno de los dos progenitores no trabajan, es mejor que el pequeño descanse, se recupere y acuda luego con normalidad al centro educativo.

¿Qué sentido tiene llevar a tu hijo al colegio si sabes que no va a atender, ni a jugar y lo va a pasar mal? Además, cuando se contagia a un niño se debe pensar en las familias, es decir: padres, abuelos, primos, etc. El contagio es una cadena difícil de parar. Otro tema es cuando ya van a primaria y las faltas se deben justificar, en este caso, es el pediatra quien nos guiará para respetar al máximo los tiempos de faltas del colegio o si está justificado que falte o no. Pero para lo menores de seis año, los padres también pueden decidir en un momento dado si el niño está malito y si se puede quedar en casa.

Pero para aquellos padres que deben decidir y esta decisión puede afectarles en su rutina diaria de trabajo, hay algunos síntomas que no se deben dejar de lado para decidir si llevar al niño a la escuela. Estos son: vómitos, tos fuerte, fiebre de 38º o más, dolor abdominal, úlceras, ronchas, conjuntivitis u otras afecciones que se contagian como las anginas víricas, varicela, infecciones de garganta, etc.

Vía | abc.es

Foto | limaoscarjuliet

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...