¿Por qué es importante el permiso de maternidad o paternidad?

Las bajas de maternidad y paternidad existen para proporcionar un período de adaptación a los papás y al bebé, no sólo para descansar del parto sino para que el bebé pueda tener todo lo necesario de la mano de sus padres y los padres puedan disfrutar de los primeros meses de sus hijos. Aunque en España deja un poco que desear, tanto madre como padre disponen de unos permisos oficiales para estar con el bebé.

Toda mujer que haya estado de parto necesita un período para descansar y adaptarse a su nueva condición de madre. También el padre lo necesita. En la vida de una familia, la llegada de un bebé es un cambio muy importante y se necesita un tiempo de adaptación, para todos, incluido el bebé. El recién llegado también tiene derecho a estar con su papá y con su mamá, sobre todo en sus primeros días de vida. El bebé recién nacido necesita las caricias de sus papás, sus cuidados y su cariño porque pasa de un entorno perfecto para él a un mundo lleno de ruidos, luces, movimientos y sensaciones a los que no está acostumbrado, necesita un tiempo de adaptación.

Los primeros meses de vida los bebés necesitan estar con sus papás el mayor tiempo posible.

De ahí que, después de un largo recorrido a través del tiempo, la mujer, el hombre y los bebés han conseguido derechos: la baja de maternidad y paternidad. Y aunque en España todavía dejan mucho que desear, contemplan unos periodos determinados para el padre y para la madre. Gracias a ellos el bebé se verá beneficiado pudiendo tener a sus papás cerca de él en sus primeras semanas de vida. Hay que recordar que las bajas de maternidad no sólo son para los padres que hayan tenido un bebé propio, también los son para los que adoptan niños o los acogen.

La madre debe saber que antes del parto se puede acoger a los permisos por gestación, que son aquellos que permitirán a la madre salir en horas de trabajo para realizar todas las pruebas necesarias para los controles del embarazo. Una vez la madre se pone de parto comienza a disfrutar de un período de 16 semanas, 6 de las cuales deben ir seguidas al parto. Además, una vez finalizado este tiempo, en el momento de volver al trabajo tiene derecho a una hora de lactancia diaria para hijos menores de nueves meses. Esta hora la puede repartir en dos medias horas o en reducción de jornada en media hora, esto lo debe hablar con la empresa para llegar a un acuerdo. En el caso en que el papá y la mamá trabajen los dos y quieran compartir la baja de maternidad, lo pueden hacer, pero las 6 primeras semanas después del parto las debe hacer la mujer.

Por otro lado, el padre puede disfrutar de 13 días de baja por paternidad, pudiéndose incrementar igual que la madre en dos días por cada hijo de parto múltiple, acogida o adopción múltiple. No obstante, los padres han visto afectado sus expectativas de permisos por paternidad: desde enero debería haberse implantado el nuevo permiso de 4 semanas seguidas para los padres, pero por la crisis el gobierno ha decidido posponer la aplicación de este permiso hasta el año 2012.

Pero eso no es todo, los recortes a las familias parecen estar aumentando, no sólo por la desaparición del cheque bebé ni tampoco por la baja de paternidad que se pospone un año, sino que a raíz de las declaraciones del ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, comentando la necesidad de conciliación de la vida laboral y personal en España, se pretende que los pequeños nada más nacer se escolaricen. ¿Crees que realmente es lo que necesitan los bebés? ¿Qué pasaría con la baja de maternidad y paternidad? ¿A quién beneficiaría este tipo de medidas?

Lo que más me llama la atención es que el defensor del menor  presentó el pasado mes de marzo un informe sobre el “impacto de la conciliación de la vida familiar y laboral sobre el bienestar de la infancia donde se explica ampliamente la necesidad que tienen los niños de estar más tiempo con sus padres, sobre todo en los primeros años de vida, y cómo éstos necesitan a los padres para su educación, maduración emocional y aprendizaje.

Foto por Katie Tegtmeyer en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...