Cómo reducir la celulitis en el embarazo

Es importante beber agua

La aparición de celulitis o piel de naranja y las estrías son problemas estéticos típicos del embarazo. Se producen, sobre todo, debido a los cambios físicos y hormonales que experimentan las embarazadas.

Una de las principales causas de la celulitis es el aumento de los adipocitos (comúnmente conocidos como células de grasa). También puede producirse cuando bacterias como los estreptococos o estafilococos se adhieren a la piel a través orificios causados por grietas o roturas. Esto hace que aparezcan en nuestro cuerpo pequeñas irregularidades similares a la “piel de naranja”.

Consejos para reducir la celulitis en el embarazo

Uno de los métodos más efectivos para evitar la celulitis es seguir una dieta rica en potasio, vitamina C y vitamina E. Por ejemplo, incluye en tu alimentación comidas como las lentejas, los espárragos o incluso frutas como el plátano, la naranja y los frutos rojos.

No hace falta hacer grandes esfuerzos para mejorar las circulación de las piernas y los muslos. Puedes andar durante media hora a diario y realizar movimientos circulares con el pie, de izquierda a derecha.

Los masajes durante el embarazo favorecen la circulación sanguínea. Realiza movimientos circulares ascendentes empezando por los pies y suavemente subir poco a poco hasta alcanzar los muslos.

No es recomendable permanecer de pie durante mucho tiempo, pero tampoco permanecer sentada. Si tu trabajo te obliga a hacerlo, haz un pequeño descanso cada media hora de cinco o diez minutos. Aprovecha para caminar o bien para mover o estirar las piernas.

La ropa ajustada dificulta la circulación de la sangre. Lo mejor es optar por prendas cómodas y amplias. Además de ir más cómoda, lucharás contra la celulitis.

Tanto la cafeína como la nicotina tienen efectos vasoconstrictores. Esto quiere decir que reducen la cantidad de sangre y oxígeno que llega al cuerpo y a los tejidos. Además, el tabaco está totalmente contraindicado durante el embarazo ya que se asocia con multitud de problemas tanto para la madre como para el bebé.

El estrés, además de ser enemigo de la embarazada, también favorece la aparición de celulitis. Parece que las descargas de adrenalina que genera el estrés, potencian la acumulación de grasas.

En el embarazo es común que la celulitis haga su aparición, pero para reducir su impacto es recomendable poner en práctica estos consejos. Y no te olvides de que para que la piel esté luminosa y sana, hay que hidratarla en su interior. El organismo necesita ingerir líquidos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...