Las fotos de niños colgadas en Facebook son tan inocentes como peligrosas

Hoy conocemos una página de Facebook que recopila fotografías de niños encontradas en esta red social y que son de dominio público. Supuestamente con esta acción, los administradores de esta página denominada Little Miss & Mister, pretende concienciar a los padres sobre el riesgo de colgar las fotos inocentes de niños, que en realidad son peligrosas si caen en las manos que no deben.

Little Miss & Mister

A los padres les gusta colgar fotos de los hijos en redes sociales como Facebook, y si son primerizos más aún, así se concluía en este estudio desarrollado por Ipsos Media y Facebook. A pesar de que se han lanzado advertencias sobre los riesgos de compartir las fotografías, tanto por el uso que le puedan dar personas desconocidas, como por el hecho de que los padres pueden ser demandados por sus propios hijos en un futuro por compartir esas imágenes que violan la privacidad o pueden poner en riesgo la vida (algo de lo que hablábamos aquí), se siguen compartiendo miles de imágenes a diario.

Las fotos de niños colgadas en Facebook son tan inocentes como peligrosas, los pequeños aparecen en las fotografías en todo tipo de situaciones y eso lo vemos a diario muchos internautas, caminando por la casa en pañales, en la bañera, correteando desnudos, etc. Los padres se sienten orgullosos de sus pequeños y mostrar las fotos es una de sus reacciones, pero no se paran a pensar en las posibles consecuencias, y no hablamos de las posibles denuncias que puedan realizar los hijos en un futuro precisamente.

Publicar las fotos es poco o nada seguro si no se toman las medidas de seguridad oportunas, recordemos que Facebook explica en su política de privacidad que son los padres los que deben tomar las medidas necesarias para evitar riesgos, algo que se puede llevar a cabo a través de las opciones de privacidad, decidiendo qué fotos pueden ser o no de dominio público.

La página de Facebook Little Miss & Mister pretende demostrar lo peligroso que es compartir fotografías de los niños que pueden ser de dominio público, para ello recopila estas fotografías encontradas en la red social y las publica en su página. Con esta acción considera que contribuye a alertar a los padres para que sean conscientes de este hecho y supervisen las opciones de privacidad. Parece ser que desde el pasado mes de diciembre esta página publica de forma asidua fotos de bebés y niños que han sido “robadas” de Facebook, siendo este el modo de demostrar que cualquiera puede usar esas fotografías.

Quizá este no es el mejor modo de intentar concienciar a los padres sobre los riesgos de colgar fotografías de sus hijos de forma pública, sobre todo porque según leemos aquí, se desconoce quién es el responsable de esta página, de ahí que algunos padres consideren que en realidad se trata de un cebo para hacer morder el anzuelo a los pedófilos. La mencionada página de Facebook apenas contiene información, tiene pocos seguidores, se desconoce quiénes la administran, siendo un ejemplo de página nada transparente que con su actividad contribuye a potenciar ese peligro del que supuestamente quiere advertir.

Como ya hemos comentado en reiteradas ocasiones, es muy importante que las fotografías de los niños se compartan de forma restringida, evitando que caigan en manos extrañas. A pesar de las advertencias que muchos expertos realizan desde hace tiempo, parece que pesa más el deseo de ‘enseñar’ a los niños, que su seguridad y privacidad.

Foto | Unnormalized

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...