Controlar el azúcar oculto de los alimentos que consumen los niños

Para poder hacer frente al sobrepeso y la obesidad, es necesario controlar el azúcar oculto de los alimentos que consumen los niños, azúcar que los fabricantes añaden en múltiples formatos, glucosa, fructosa, sacarosa… Muchos padres no son conscientes de la cantidad de azúcar que ingieren los niños, por ello, nada mejor que ver unas fotografías para adquirir conciencia del problema.

Azúcares añadidos

En el mercado podemos encontrar muchísimos alimentos que tienen azúcar oculto, es decir, azúcares añadidos que se presentan como monosacáridos (como glucosa y fructosa) y disacáridos (como sacarosa o azúcar de mesa), no siendo identificados por muchos consumidores. Se añade en abundancia a pastelillos, bollos, crema de cacao y avellana, cereales para el desayuno, tarritos de papilla, refrescos e incluso en conservas de verdura u otros productos de los que no se sospecharía, la cantidad de azúcar que se puede ingerir es tan excesiva que no debe sorprender el alto índice de sobrepeso y obesidad existente en el mundo.

Desde el año 2014 la Organización Mundial de la Salud recomienda que la ingesta de azúcar no supere el 5% del total de calorías diarias en un adulto, es decir unos 25 gramos, por lo que en un niño esa cantidad debería ser menor. Controlar la ingesta de azúcar es necesario, y no hablamos de la que se utiliza para endulzar en casa, que esa sí es fácil de controlar, sino de la que integran muchos alimentos. Para tomar conciencia del problema y poder controlar el azúcar oculto de los alimentos que consumen los niños, nada mejor que ver las imágenes de los productos y la cantidad de azúcar que integran mostrado en terrones.

Azúcares ocultos

Merece la pena dar un vistazo a la página sinAzucar.org, un proyecto fotográfico que permite visualizar el azúcar oculto de muchos de los alimentos que consumimos en el día a día. Una imagen vale más que mil palabras, dando un vistazo a las fotografías seguramente os daréis cuenta de la gran cantidad de azúcar que padres y niños nos metemos en el cuerpo sin que prácticamente nos demos cuenta.

Azúcar, grasa y sal son ingredientes que provocan que se ilumine la zona cerebral responsable del placer, esto lo sabe la industria alimentaria y se ha dedicado a añadir azúcar a todo tipo de productos, así se aseguran que no sólo nos atraigan los dulces y las bebidas, sino todo tipo de productos preparados, el secreto está en añadir formas de azúcar que conquisten al paladar, pero especialmente al cerebro.

Un bote de Cola Cao como el que veis en la foto es terrorífico, contiene nada menos que un 70% de azúcar, y pensar que hay niños que se toman un par de vasos al día añadiendo tres o cuatro cucharadas… algunos incluso añaden azúcar. Una tableta de chocolate con leche de la marca Nesquik de 100 gramos de peso, contiene 57,8 gramos de azúcares, cuatro galletas de la marca Príncipe MaxiChoc, cantidad que un niño se puede comer en un abrir y cerrar de ojos, contienen 33’6 gramos de azúcar, si a esto añadimos el resto de alimentos y bebidas que ingerirá el niño, comprobaremos que la ingesta de azúcar supera con creces la recomendación de la OMS.

Exceso de azúcar en los alimentos

Productos desnatados, para cuidar la línea, bebidas vegetales, conservas de todo tipo, refrescos, zumos y concentrados, papillas, tarritos, yogures para los más pequeños, no se escapa nada al abrazo peligroso del azúcar. No vamos a decir nada más, sólo os recomendamos ver la colección de fotografías de sinAzucar.org, es el modo de identificar esos productos que se adquieren y de los que no se sospechaba que tuvieran tanto azúcar, son auténticas bombas que hacen peligrar la salud de nuestros hijos.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...