Consejos para conseguir que los niños y niñas se pongan las mascarillas

Aunque los menores de seis años no están obligados a utilizar la mascarilla, muchos padres querrán que sus pequeños la utilicen, por eso os hablamos de una serie de consejos para conseguir que los niños y niñas se pongan las mascarillas.

Mascarillas infantiles

Como explicábamos ayer aquí, el uso de mascarillas se ha regulado por ley, siendo obligatorio utilizarlas, salvo algunas excepciones como los menores de seis años, aunque el Ministerio de Salud recomienda que las utilicen en la medida de lo posible. El caso es que habrá menores acepten de buen grado utilizar la mascarilla y otros que no, pondrán muchas trabas, especialmente los más pequeños.

Los expertos comentan que es bastante complicado que los menores de seis años utilicen las mascarillas, pero dada la recomendación de su uso, es interesante intentar que las utilicen, ya que se trata de una medida que reduce el contagio a través de la respiración, no hay que olvidar que los menores en edad pediátrica son tan susceptibles y contagiosos como los adultos, pero con la diferencia de que, en la mayoría de los casos, apenas manifiestan síntomas.

Hoy queremos compartir con vosotros una serie de consejos para conseguir que los niños y niñas se pongan las mascarillas, ya que es probable que muchos padres sigan las recomendaciones e intenten que sus hijos e hijas las utilicen. Para empezar, hay que decir que el tiempo no acompaña, el calor favorece que los pequeños no quieran utilizarlas, manifiestan sentir calor, se sienten agobiados, que les cuesta respirar, etc. Pero los expertos explican que los menores están acostumbrados a recibir normas y pautas, por lo que es posible superar estos contratiempos.

Lo primero que hay que hacer, es explicar la razón por la que deben utilizar las mascarillas, siempre en un tono cercano amable y comprensible, enfocando el tema hacia el cuidado, el respeto y la responsabilidad para con los demás, sobre todo hablando de la familia. La idea es crear un vínculo más emocional, que la mascarilla permite proteger a los seres queridos y que no enfermen.

Otro consejo que han dado muchos profesionales es que las mascarillas estén decoradas con dibujos infantiles, como si fueran una prenda decorativa que forma parte de un juego. Recordemos que esta táctica también se emplea con otros elementos, por ejemplo, las tiritas. Una vez que asimilan y aceptan el uso de las mascarillas, conviene explicarles cuándo se deben utilizar, para ello es importante que los padres conozcan la reglamentación (la publicada en el BOE) y sepan como explicar estas normas de un modo sencillo que les permita comprenderlas.

Hacer que se familiaricen con el uso de las mascarillas puede resultar sencillo si se utilizan juguetes, jugar a ponerles mascarillas a muñecos y muñecas les transmite una idea positiva de su uso. Por ejemplo, para proteger a su peluche preferido, podemos confeccionar junto a los más pequeños una mascarilla. No está de más hablarles del virus y realizar una representación gráfica con dibujos, explicarles como logran contagiar a otras personas y cómo las mascarillas protegen y nos protegen.

A pesar de estos consejos, es posible que algún niño o niña siga negándose, en este caso hay que armarse de paciencia e ir poco a poco, al final las utilizarán. Sobre cómo colocar correctamente las mascarillas, os recomendamos retomar la lectura de este post.

Foto | Moncloa

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...