Campaña para promover la ayuda del hombre en el hogar en Japón

En Japón se ha puesto en marcha una graciosa campaña protagonizada por tres políticos que tiene la finalidad de promover la colaboración del hombre en el hogar. Esta campaña se ha realizado tras conocer los resultados de una encuesta, cuyos datos mostraban que los hombres apenas colaboraban con la crianza de los niños y las tareas domésticas.

Ayuda en las tareas domésticas

En Japón quieren concienciar a los hombres para que se impliquen en las tareas del hogar y ayuden a su pareja y a la familia en general. Esta es una tarea algo complicada, ya que la sociedad japonesa es vertical y no igualitarista, es decir, prácticamente no existe la relación igualitaria o de reciprocidad. Esto ocurre en todos los niveles, relación entre profesores y estudiantes, maridos y mujeres, padres e hijos, etc.

La campaña para promover la ayuda del hombre en el hogar se puso en marcha a raíz de los resultados de un estudio en el que se concluía que el hombre japonés dedicaba como máximo una hora a las tareas del hogar, frente a las cinco que dedicaban las mujeres. La campaña se puso en marcha con la ayuda de tres gobernadores de las provincias del sur del país, como podéis ver en el vídeo, los políticos se pusieron unos chalecos especiales que emulaban el cuerpo de una mujer embarazada y además con el peso extra correspondiente, algo más de 7 kilos.

Con este “nuevo uniforme” los gobernadores debían realizar algunas tareas que hacen habitualmente las mujeres, ir a comprar, hacer tareas domésticas, etc. Podemos comprobar que muchas tareas que son fáciles de realizar, a los tres hombres les resultan más costosas y complicadas, ponerse unos calcetines, bajar unas escaleras, sentarse en el asiento del coche, agacharse a coger un producto de las estanterías inferiores de un supermercado, pasar la aspiradora, etc. Nada mejor que ponerse en la piel de una mujer embarazada para comprender un poco mejor por qué es necesario que el hombre participe en las tareas del hogar.

La campaña se titula “El gobernador es una mujer embarazada” y ha logrado captar la atención de los medios de comunicación y de las redes sociales, lo cierto es que en ocasiones no hay nada como el humor para lograr hacer llegar un mensaje. Uno de los gobernadores comenta que tras vivir esta experiencia, comprende mejor lo que su mujer tuvo que soportar durante los meses de embarazo, eso delata que no le ayudó mucho.

En una nueva encuesta tras la campaña, el 96’7% de los encuestados contestó que los hombres debían colaborar más en el cuidado de los niños y en las tareas domésticas, por lo que se considera que la iniciativa ha sido un éxito, ahora veremos si eso se traduce en hechos reales, ya que como hemos comentado, la sociedad japonesa se caracteriza por su verticalidad.

En la página web de la campaña podréis ver algunos vídeos y fotografías sobre esta acción, por cierto, ¿participarían los políticos españoles en este tipo de acciones?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...