Alerta por el trampolín DOMYOS 240 hexagonal

Se ha emitido una alerta de seguridad a través de RAPEX, sobre la cama elástica (trampolín DOMYOS 240 hexagonal) que comercializa Decathlon. La OCU advierte que, aunque la alerta se ha emitido en Francia, la cama se está comercializando en España, por lo que recomienda que se devuelva el producto presentando la alerta emitida por la UE.

Cama elástica de Decathlon

RAPEX, el sistema de alerta rápida de la UE para productos de consumo peligrosos, ha publicado una alerta por el trampolín DOMYOS 240 hexagonal que comercializa Decathlon. Se trata de una cama elástica que en Francia se ha retirado por algunos problemas que ponen en riesgo la seguridad infantil, sin embargo, en España se está comercializando por un precio de unos 140 euros, cuando lo lógico es que Decathlon la retirase de su venta y advirtiera a los usuarios que la han adquirido.

Esta cama elástica que podemos ver en el exterior de algunos centros para que los menores la prueben y disfruten un rato saltando, tiene un problema que puede ocasionar que niños y niñas tengan un accidente. El problema es que tiene una excesiva separación entre los muelles, creando un hueco entre la zona de salto y la de suspensión cuando es utilizada con un peso máximo. Un menor podría colarse en este hueco de separación o meter los dedos en él, por lo que no cumple con los estándares comunitarios de seguridad infantil.

La OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) se informó de este problema y constató que en España se seguía vendiendo (hoy todavía se comercializa), por lo que se puso en contacto con Decathlon para que aclarase los motivos de por qué no se ha retirado el producto, y qué procedimientos deben seguir los usuarios que han adquirido esta cama elástica. Mientras tanto, la OCU informa a los consumidores que la han comprado, que acudan a esta cadena que se dedica a la venta y distribución de material deportivo para devolverla.

Es probable que si no aparece la alerta en la página web, se pongan pegas a la devolución, por eso se aconseja llevar y presentar la notificación que aparece en el sistema RAPEX, y no es una excusa que las autoridades públicas de Francia hayan ordenado la retirada del producto y en España no se haya producido esta orden. El producto incumple la norma europea EN 71-14 que hace referencia a los trampolines para uso doméstico, normativa que todos los países comunitarios deben cumplir.

Hay que destacar que el sistema de alerta rápida de la UE es eficiente, pero no tanto como debería, si accedéis a las alertas emitidas el pasado día 14 (donde se incluye el trampolín DOMYOS 240 hexagonal) veréis que la información que se proporciona sobre cada producto es escueta y se hace referencia únicamente al país donde se ha generado la alerta, cuando en realidad debería indicarse una retirada en todos los países comunitarios si el producto se comercializa en varios de ellos.

En definitiva, mientras llega la contestación de Decathlon, merece la pena seguir el consejo de la OCU y devolver la cama, ya que no hay que correr riesgos innecesarios.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...