Maniobra de Heimlich en caso de atragantamiento, con bebés y con niños

En Pequelia ya hemos explicado qué es y cómo se realiza la maniobra de Heimlich, utilizada cuando una persona se atraganta con algún objeto. Pero no se debe proceder del mismo en caso de que le suceda a un bebé, a en un niño o a un adulto. Aquí podéis ver las ilustraciones y explicaciones para realizar la maniobra de Heimlich en bebés y en niños.

Riesgo de atragantamiento en los niños

Hoy nos encontrábamos en Twitter con una de las ilustraciones que vamos a compartir con vosotros a continuación y que muestran cómo se realiza la maniobra de Heimlich en caso de atragantamiento, con bebés y con niños. Lo compartía en la mencionada red social @GuardiaCivil preguntando si llegado el caso, sabríamos que hacer si nuestro bebé se atraganta.

Seguramente muchos padres dirán que no, y los que consideramos que sí sabríamos qué hacer, quizá llegado el momento nos podríamos bloquear, y sería el peor momento para que sucediera, desde luego. Así que nos parece interesante volveré a abordar este tema, porque de la maniobra de Heimlich os hablamos ya hace un tiempo. Se trata de un procedimiento de primeros auxilios que se realiza para desobstruir las vías respiratorias que se han visto obstruidas por algún objeto, alimento, un juguete, etc.

Os recomendamos retomar la lectura del post sobre la maniobra de Heimlich aquí, donde además podréis ver un vídeo y conocer que fue Henry Heimlich, un traumatólogo estadounidense, el que describió esta técnica en 1974, y algunos datos más. Para complementar esta información, a continuación os dejamos con las ilustraciones que muestran cómo realizar la maniobra de Heimlich en bebés que se atragantan y están conscientes.

Bebés y niños

Son cuatro pasos, el primero es sostener al bebé boca abajo cobre el antebrazo, y sostener la cabeza del bebé en todo momento, el segundo paso es dar cinco palmadas en la espalda, entre los omóplatos del bebé, con la base de la palma de la mano libre. El tercer paso, si el objeto que provoca el atragantamiento no sale, hay que voltear al bebé sobre la espalda y trazar una línea imaginaria entre las tetillas del bebé y con dos dedos aplicar cinco compresiones en el pecho.

El cuarto paso es alternar cinco palmadas en la espalda y cinco compresiones en el pecho, hasta que el objeto sea expulsado y el bebé pueda respirar, toser o llorar. Si el bebé pierde la conciencia, se debe apoyar en una superficie firme y plana y realizar la CPR (resucitación cardiopulmonar).

Maniobra de Heimlich en caso de atragantamiento

Sobre estas líneas podéis ver la ilustración que explica cómo se realiza el procedimiento de primeros auxilios conocido como maniobra de Heimlich en niños conscientes: En primer lugar hay que decir al niño que se le va a ayudar, y entonces arrodillase o ponerse detrás de él y rodearle con los brazos de modo que las manos queden en la parte delantera de su cuerpo. Se forma un puño con la mano y se coloca el pulgar levemente por encima del ombligo.

A continuación se agarra el puño con la otra mano y se realizan compresiones rápidas hacia arriba y hacia adentro del estómago. Esto se realiza hasta que el objeto salga y el niño pueda respirar, toser o llorar. Y en caso de que pierda la consciencia, se debe practicar la CPR.

Conviene tener bien presente esta información y de forma correcta, ojalá nunca haya que ponerla en práctica, pero tener el conocimiento puede ayudar también a otros bebés y niños.

Foto | Lars Plougmann

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
5 5 1
Loading ... Loading ...