¿Por qué la muerte de un gemelo podría afectar a la salud del otro?

Según este estudio cuando un gemelo muere en el vientre de la madre, el otro puede sufrir malformaciones congénitas. Este tipo de estudios son de gran ayuda para mejorar la calidad de la reproducción asistida y conseguir un mayor número de embarazos con éxito.

Por todos es sabido, o por lo menos alguna vez lo hemos escuchado, que lo que siente un niño con un hermano gemelo también lo siente el hermano. Recientes estudios vienen a demostrar que este lazo entre gemelos va más allá de lo físico y existe a un nivel más científico en el vientre de la madre.

Con dos bebés necesitas el doble de tiempo, pero es el doble de satisfacciones.

Según un estudio que se presentó en una conferencia celebrada recientemente en Estocolmo (Suecia), cuando un gemelo muere en el vientre de la madre, el otro puede sufrir malformaciones congénitas. Este tipo de estudios sale a la luz debido al incremento de problemas a la hora de ser padres: cada vez son mayores los problemas de fertilidad y por ello se han incrementado los estudios en torno a las técnicas y consecuencias de los tratamientos de fertilidad (ya que algunos de ellos implican la fecundación de varios óvulos que se implantan en la madre o de la inseminación masiva).

Según Michael Davies, uno de los autores de este estudio, se llevó a cabo el análisis de 7.400 nacimientos procedentes de reproducción asistida en Australia. Uno de los objetivos de este estudio era analizar las posibles secuelas en el embrión gemelo cuando se producía la muerte de su hermano. Los datos son reveladores, ya que el riesgo de malformación congénita en el gemelo superviviente se doblaba. Según Davies y su equipo de investigadores, una de las posibles razones de este hecho es que la calidad de los embriones no es del todo buena y por eso sufren este tipo de malformaciones congénitas. La finalidad de este estudio es investigar qué influye en la salud de los embriones para mejorar la calidad de las reproducciones asistidas.

Por otro lado, este estudio también revela que este fenómeno también se puede dar en embarazos espontáneos, ya que cuando existe un embarazo gemelar, también existe la posibilidad de que la madre pueda tener un problema a la hora de desechar óvulos que no deberían haberse fecundado o que su organismo no sea capaz de controlar qué embriones deben quedarse implantados.

Así pues, este tipo de estudios van a ser de gran utilidad para las clínicas que realizan reproducciones asistidas, ya que al verse la adquisición e identificación en torno a los embriones y la importancia que tiene que sean de buena calidad, se estimula a que se mejoren los métodos utilizados para la implantación en la madre de los óvulos fecundados. Esta mejora es un paso adelante en el estudio de la reproducción asistida y embarazos espontáneos y para aumentar su calidad.

Foto por www.photographybyjoelle.com en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...