La fiebre en los niños

Si tu hijo tiene fiebre, no te alarmes y sigue los siguientes consejos. Te ayudarán a controlar la situación. ¡Entra aquí!

fiebre en niños

La fiebre no es algo malo aunque nos lo parezca, pues la fiebre es el síntoma de que nuestro cuerpo está luchando contra la enfermedad vírica o bacteriana. para hablar de fiebre, la temperatura corporal debe pasar de 38º. Si un niño tiene entre 37 y 38º hablamos de febrículas que es que conocemos como unas “décimas.”

Pero en realidad ¿por qué se produce la fiebre?

La clave está en el hipotálamo que se encuentra en el centro del cerebro y funciona como un regulador de temperatura igual que funciona el termostato de la calefacción y del aire acondicionado. La temperatura corporal de un niño  está por debajo de 37º pero cuando en el cuerpo entra un virus o una bacteria, libera determinadas sustancias al torrente sanguíneo y cuando el hipotálamo detecta estas sustancias gradúa el termostato del cuerpo y aumenta la temperatura para luchar contra los gérmenes y convertir el cuerpo n un lugar menos agradable para ellos.

Si no existiera la fiebre sería mucho más difícil detectar una infección. Cuando el hipotálamo comienza a trabajar para subir la temperatura es posible que el niño empiece a temblar para producir más calor. Cuando el cuerpo del niño alcance la temperatura fijada por el hipotálamo el niño dejará de temblar. Cuando desaparezca la causa de la fiebre el hipotálamo le mandará a tu cuerpo recuperar la temperatura normal.

Síntomas de la fiebre

Si tu hijo tiene fiebre puede tener los siguientes síntomas:

  • El niño tiene frío o escalofríos
  • Cara roja y manos y pies fríos
  • Ojos brillantes
  • Respiración agitada

Consejos para controlar la fiebre en los niños

  • Medir la fiebre.

La fiebre puede medirse en en la boca, la frente, el ano, el oído o la axila pero el lugar más recomendable para medir la fiebre en los niños es la axila.

  • Utiliza un termómetro digital

Los termómetros de mercurio son muy precisos pero corres el riesgo de que tu hijo pueda romperlo y el mercurio es tóxico. Hoy en día se utilizan los termómetros digitales porque los de mercurio han dejado de venderse.

  • No es bueno siempre bajar la fiebre

Si la fiebre de tu hijo le hace sentirse mal puedes darle un anti-térmico pero si no está molesto no es necesario que le administres medicamentos porque la fiebre baja por si sola.

  • Temperatura ambiental agradable

No abrigues a tu hijo en exceso, pero tampoco lo dejes sin ninguna ropa y mantén la habitación a una temperatura normal.

  • No lo bañes en agua fría ni le des friegas de alcohol

No es necesario que lo bañes en agua fría. En caso de que tu hijo quiera bañarse, puede hacerlo a una temperatura del agua normal. Tampoco es aconsejable que le des friegas de alcohol pues la piel del niño puede absorberlo y provocarle una intoxicación

  • Haz que beba muchos líquidos

Cuando los niños tienen fiebre no tienen mucha hambre y no debes forzarlo a comer, pro es importante que le ofrezcas zumos azucarados para evitar la deshidratación.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...