Embarazada con un embrión de otra

Embarazada con un embrión de otra pareja

Al realizar una fecundación in vitro en una clínica de Estados Unidos hubo una pequeña confusión que desencadenó en un error inconcebible. Y es que para la familia Savage quedarse ’embarazados’ era su sueño y por eso se sometían a un tratamiento de fertilidad.

Cuando Carolyn Savage supo que estaba embarazada fue la mujer más feliz del mundo, pero le duró muy poco, ya que poco tiempo después le comunicaron que habían cometido un error y el óvulo fecundado (el embrión) que le habían implantado en el útero no era el suyo, y después le daban dos opciones posibles: una era abortar y la otra dar a luz al bebé y dárselo a sus padres biológicos.

Por su religión y creencias, los Savage están completamente en contra del aborto y por eso ahora, están pasando por todos los medios de comunicación contando lo sucedido para que no vuelva a pasar y la Clínica asuma todas la responsabilidad.

La pareja a lo largo de estos ocho meses ha sido atendida por psicólogos para prepararles y ayudarles a pasar el trago y solo desean tener un momento después de traer al mundo al bebé para darle la bienvenida y despedirse.

La historia de los Savage es algo complicada, si bien ya tienen tres hijos sanos (de 15, 12 y 2 años) querían tener más pero han tenido muchos problemas para su concepción. Con el embarazo de su primer hijo no hubo ningún problema, pero con el segundo embarazo a Carolyn se le diagnosticó la enfermedad de HELLP, una afección relacionada con la preeclampsia y se tuvo que provocar un parto prematuro, así que el segundo hijo nació con tan solo 30 semanas.

Dos años después del nacimiento de su segundo hijo, la pareja quiso tener otro hijo, pero ahí empezaron los problemas para concebir. Mediante la estimulación ovárica solo consiguieron dos embarazos que acabaron en abortos espontáneos. Así que se pasaron a la fecundación in vitro. El primer intento también terminó mal y en ese punto a Carolyn le diagnosticaron dos problemas de coagulación en la sangre, pero no se rindieron. Y en 2007 lo consiguió, aunque se le diagnosticó otra vez el síndrome de HELLP y tuvieron que hacer una césarea de urgencia, pero aunque prematura su hija ahora está perfectamente.

Esta familia tiene la creencia de que los embriones ya son seres vivos y por eso deben ayudarlos a nacer. A ellos les queda 1 embrión en la clínica y después de este embarazo todavía lo volverán a intentar para darle una oportunidad al que sería su 4 hijo biológico.

Vía | msnbc.com

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...