La probabilidad de parto por cesárea varía según el hospital en Estados Unidos

En Estados Unidos la tasa de cesáreas varía de un hospital a otro, incluso si se encuentran en la misma zona. La probabilidad de parto por cesárea puede variar entre 7% y un 64%, a pesar de que se trate de bebés de bajo riesgo de nacer por esta vía. Los expertos creen que lo que aprenden los médicos durante su residencia influye en estas variaciones.

Cesáreas sin motivo

Según los resultados de una investigación desarrollada en Estados Unidos, la probabilidad de parto por cesárea varía según el hospital y además de un modo significativo, lo peor es que en muchos casos se trata de cesáreas innecesarias, de hecho, los investigadores aseguran que casi el 50% de los partos por cesárea que se realizan en Estados Unidos podrían ser partos vaginales.

Una cesárea implica mayores riesgos de salud para la madre y para el bebé, aumenta el riesgo por infección hasta en 10 veces si se compara con el riesgo de infección tras un parto vaginal, el bebé no recibe las bacterias beneficiosas cuando pasa a través del canal de parto, a corto y largo plazo, existe mayor riesgo de que la madre y su hijo tengan distintos problemas de salud. A esto hay que añadir que se incrementa el tiempo y los costes sanitarios, lo que afecta tanto al hospital como a la madre.

Cuando una cesárea es necesaria salva vidas, pero cuando no lo es, las pone en riesgo. Curiosamente, según un estudio actual, la gran mayoría de las mujeres prefieren tener un parto vaginal, aunque esto no es lo que reflejan los datos, ya que uno de cada tres bebés nacidos en ese país lo hacen por cesárea. En la investigación se analizaron los datos sobre partos vaginales y por cesárea de más de 1.300 hospitales de Estados Unidos, detectándose que en algunos hospitales la tasa de cesáreas rondaba el 7% y en otros llegaba hasta el 64%, siendo una diferencia abismal.

En su momento, el Departamento de Salud y Recursos Humanos de Estados Unidos, estableció como objetivo nacional que la tasa de cesáreas no superase el 23’9%, lo que muestra que algunos hospitales (los menos) logran reducir de forma significativa esa tasa, y otros casi la triplican. No tiene ningún sentido y muestra que no existe un acuerdo estandarizado sobre el seguimiento y tratamiento que se debe proporcionar a las mujeres durante el embarazo.

Estas variaciones en la tasa de cesáreas se detectan incluso entre hospitales situados en las mismas comunidades, algunas mujeres que quieren tener un parto vaginal, dan a luz en hospitales más alejados de su vivienda por el hecho de que tienen hasta 20 puntos porcentuales menos de partos por cesárea. En definitiva y a la vista de los datos, la probabilidad de que una futura mamá tenga un parto por cesárea depende del hospital al que acuda, claro, que muchas no tienen la posibilidad de elegir hospital y si les toca uno con una elevada tasa de cesáreas, tienen muchas posibilidades de tener a su bebé por cesárea.

Varias organizaciones médicas y de salud han emitido recomendaciones que tienen el cometido de frenar las cesáreas, pero parece que en algunos hospitales estas recomendaciones no tienen validez. Hay que aclarar que no se recomienda evitar las cesáreas, sólo que se practiquen cuando realmente son necesarias. Según los datos proporcionados por Consumer Reports, el 56% de los hospitales estudiados tenían una tasa de cesáreas más alta que el objetivo nacional marcado en un 23’9%, 216 hospitales tenían una tasa por encima del 33’3% en partos que eran de bajo riesgo, el hospital con la mayor tasa de cesáreas se encuentra en Miami y alcanza el 64% de bebés nacidos por cesárea, a pesar de estar en bajo riesgo.

Se barajan varias razones que provocan esta situación, una de ellas es donde realizan su residencia los nuevos médicos, dependiendo de lo que aprendan pueden estar más predispuestos a realizar cesáreas y mantienen esa conducta a lo largo de su carrera. También se podría decir que hay un porcentaje de mujeres que prefieren el parto por cesárea e influyen en esas estadísticas. No se tienen datos de todos los hospitales del país, ya que los centros no están obligados a dar esta información a la población, si se contara con ellos, probablemente las cifras variarían.

Sería interesante que se realizara un estudio similar en nuestro país para conocer cuál es la tasa de cesáreas, con toda probabilidad se puede considerar que es bastante más reducida, quizá porque los médicos están más concienciados con los beneficios del parto vaginal. Podéis conocer todos los detalles del estudio a través de este artículo publicado en Consumer Reports.

Foto | Madaise

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...