Cómo tratar la flacidez del postparto sin cirugías

Cuando una mujer se convierte en madre todo cambia, sobre todo en lo referido a su cuerpo, dado que el mismo pasa por una serie de cambios impresionantes tanto durante la gestación, como después de ella, que es cuando el cuerpo debe acomodarse nuevamente sin la presencia del vientre que contenía al niño, y ponerse en forma lo antes posible para volverse fuerte y saludable.

Uno de los principales cambios luego del nacimiento del bebé es la flacidez que se presenta en la zona abdominal dado el estiramiento de los tejidos que permitían el crecimiento del vientre materno para dar espacio al niño, una vez que el niño no está dentro la piel se encuentra sin la rigidez ni la elasticidad suficiente para volver a su lugar, por lo que el abdomen no se ve como antes, y ésto no sólo puede generar incomodidad a la hora de vestir, sino también una baja autoestima en la madre, que se ve desmejorada tras el nacimiento de su niño.

A la mayoría de las mujeres les cuesta muchísimo volver a recuperar su figura anterior al embarazo luego del desarrollo de éste, y la pregunta más significativa y recurrente es la de cómo tratar la flacidez del postparto sin cirugías. Existe actualmente un tratamiento no quirúrgico que puede representar la mejor de las alternativas, el mismo es en base a sesiones de radiofrecuencia.

Sobre cómo tratar la flacidez del postparto sin cirugías y el uso de la radiofrecuencia, hay que saber que se trata de un proceso no invasivo que consiste en calentar las fibras de colágeno sin dañar la piel en el proceso, por lo cual la piel laxa consigue estirarse y vencer la flacidez, recuperando la tonicidad necesario para mantenerse en su lugar, mejorando el contorno y la textura y fortaleciendo sumamente los tejidos.

Es necesario hacer previamente una observación médica del estado de laxitud de los tejidos, los músculos y la piel luego del parto, y siempre se realizará la práctica en manos de un médico especialista en Cirugía plástica y reparadora, en un tratamiento que se divide en sesiones de una o de dos horas dependiendo de la superficie a tratar, luego de la sesión puede haber inflamación que desaparece a las 48 horas, pero que no causa ningún tipo de impedimento y es completamente ambulatorio.

El efecto completo se puede apreciar luego de algunos meses de tratamiento, dependiendo de cada caso puede ir de 2 a 6 meses y su efecto práctico puede durar varios años, debiendo llegado el caso, repetirse ante la presencia de un nuevo embarazo.

Vía |  Blog del Bebé
Foto | Torsten Mangner de Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...