Un hacker accedió a una cámara de vigilancia doméstica para decir a una niña que era Papá Noel

Hoy conocemos una noticia que recuerda a los padres la necesidad de configurar correctamente la seguridad de cámaras de vigilancia y vigilabebés. Parece ser que en Estados Unidos, un hacker accedió a una cámara de vigilancia doméstica para poner música y decir a una niña que era Papá Noel y que podía hacer lo que quisiera.

Seguridad de las cámaras de vigilancia

En varias ocasiones y desde hace años, hemos hablado de la necesidad de extremar la seguridad de los vigilabebés y las cámaras de seguridad domésticas, que se utilizan para vigilar a los niños, las personas mayores, etc. Lamentablemente, a día de hoy muchos dispositivos de este tipo que se conectan a internet, son muy vulnerables y de fácil acceso para los piratas informáticos.

Periódicamente aparece en los medios de comunicación una noticia relacionada con la violación de la seguridad de estos dispositivos, de hecho, hoy podemos saber que un hacker accedió a una cámara de vigilancia doméstica para decir a una niña que era Papá Noel. Parece ser que los padres no configuraron la autentificación, algo que proporciona mayor seguridad a este tipo de dispositivos.

Al parecer, los padres adquirieron aprovechando el Black Friday la Ring Stick Up Cam Battery, una cámara de seguridad HD con comunicación bidireccional, muy funcional y completa, ideal para vigilar a su hija. Pero como ya hemos comentado, no configuraron correctamente los parámetros de seguridad, lo que facilitó el acceso del hacker.

Si el hacker no hubiera hablado, probablemente habría tenido una visión completa de todo lo que se realizara en la habitación. Según explican aquí, el pirata informático accedió a la cámara e hizo sonar la canción “Tiptoe Through The Tulips”, canción popular de 1929 que ha aparecido en algunas películas de terror, por ejemplo, Insidious. Mientras sonaba la canción, el hacker habló a la niña a través del altavoz de la cámara y le dijo que era su mejor amigo, Papá Noel, además, le invitó a hacer lo que quisiera, desordenar la habitación, romper la televisión…

A raíz del incidente los padres planean deshacerse de la cámara, algo comprensible. Por otro lado, la empresa responsable de la cámara asegura que se trata de un incidente aislado y que no se ha producido ninguna violación de seguridad, aunque siguen investigando sobre el tema y tomarán las medidas oportunas para mejorar la seguridad si fuera necesario. Lo cierto es que no es la primera vez que se ha detectado un fallo de seguridad en los productos tecnológicos de la compañía Ring.

Que la compañía niegue un fallo de seguridad no tiene sentido, sobre todo si comenta que está investigando el tema y que adoptará, en caso necesario, las medidas oportunas para mejorar la seguridad. En definitiva, este es un caso más que recuerda a todos los padres que tienen instalada una cámara de vigilancia o un vigilabebés, que cumplan con todos los protocolos que permiten mejorar la seguridad y privacidad, ya que de lo contrario, un hacker podría estar espiando qué es lo que hacen nuestros hijos o cualquier otra persona que esté frente a la cámara.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...