Miles de personas podrían haber nacido fruto de la endogamia extrema en Reino Unido

Una curiosa investigación pone al descubierto que en Reino Unido, miles de personas serían el fruto de las relaciones entre padres e hijos, hermanos, primos hermanos, etc., es decir, que podrían haber nacido fruto de la endogamia extrema.

Cifras sobre la endogamia en Reino Unido

Un grupo de investigadores de la Universidad de Queensland (Australia) ha realizado un estudio en el que concluyen que miles de personas podrían haber nacido fruto de la endogamia extrema en Reino Unido. La endogamia se refiere, entre otras cosas, a la reproducción entre personas de ascendencia común, entre padres e hijos, entre hermanos, etc., esta práctica puede provocar un aumento de la homocigosis, las posibilidades de que la descendencia sufra deterioro genético o rasgos recesivos.

Los investigadores analizaron los datos del Banco de Biodatos del Reino Unido, en total se estudió la información genética de 456.414 personas anónimas, buscando la prevalencia elevada de homocigosidad (cuando una persona tiene dos copias idénticas y recesivas del alelo que codifica para el rasgo recesivo), siendo éste un indicador de que los padres de una persona están estrechamente relacionados entre sí a nivel genético.

Los resultados obtenidos han sorprendido, ya que se cree que más de 13.000 personas del país evidencian endogamia extrema, es decir, que sus padres se consideran parientes de primer grado (cuando padres e hijos tienen descendencia) o segundo grado (cuando la descendencia es el fruto de las relaciones sexuales de medio hermanos). Los expertos creen que la cifra de hijos nacidos fruto de la endogamia podría ser mucho mayor, ya que se no se puede ampliar la investigación por las limitaciones existentes en el conjunto de datos.

Por tanto, hay miles de personas que sufren o pueden padecer diferentes problemas de salud debido a su origen, problemas de fertilidad, función pulmonar reducida, alteración de la fusión cognitiva, y tener hasta un 44% más de posibilidades de sufrir cualquier enfermedad.

Se trata del primer estudio que cuantifica el 10% o más de homocigosis en el genoma en una muestra de casi medio millón de personas. Se marcó el 10% porque, según las directrices del Colegio Americano de Genética Médica, se puede sospechar de una endogamia extrema cuando más del 10% de la secuencia genética del ADN de un individuo tiene homocigosidad. Tras los resultados obtenidos, los investigadores procedieron a analizar si estas personas tenían más riesgos para la salud, determinando lo que antes hemos comentado.

Como decíamos, los expertos consideran que la estimación de la prevalencia de la endogamia extrema podría ser más baja de la real, por otro lado, se apunta que pueden existir muchos casos de formas de endogamia menos extremas como, por ejemplo, los hijos nacidos de primos hermanos, aunque este es un dato que no se ha cuantificado.

En el estudio se encontraron 125 personas cuyos datos genéticos sugerían claramente que eran descendientes de parientes de primer o segundo grado, pero, de nuevo, se trata de un porcentaje muy reducido (0,02%) que podría ser mayor si se analizase a toda la población del país. Podéis conocer todos los detalles de este curioso estudio a través de este artículo publicado en la revista científica Nature.

Foto | Jlhopgood

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...