Los niños obesos tienen mayor riesgo de padecer cálculos biliares

Sumados a todos los problemas y riesgos a los que se exponen los niños que sufren de sobrepeso y obesidad, un reciente estudio realizado por la compañía de seguros médicos Kaiser Permanente, publicado en el ‘Journal of Pediatric Gastroenterology & Nutrition’ sostiene que además tienen probabilidades mucho mayores de padecer cálculos biliares.

Los expertos pudieron descubrir que los niños y adolescentes que tienen sobrepeso manifestaban nada menos que el doble de posibilidades de desarrollar cálculos biliares comparados a los otros niños y adolescentes que mantenían un peso e índice de masa corporal normal. Por otro lado se pudo conocer que aquellos que tenían obesidad en cambio, tenían un riesgo cuatro veces mayor de tener cálculos biliares, y los que tenían una obesidad extrema seis veces más probabilidades de sufrir de este problema.

Para la investigación se contó con la información perteneciente a los registros electrónicos de salud de un total de 510.000 niños de 10 a 19 años, de 2007 a 2009, todos ellos miembros del Kaiser Permanente en California, gracias al gran número de participantes los expertos pudieron ahondar en todas las posibilidades, tanto en las disparidades raciales como las étnicas, comprobando inclusive que eran los jóvenes hispanos los que mayor riesgo presentaban.

Corinna Koebnick, del Departamento de Investigación y Evaluación de Kaiser Permanente, autora principal del estudio explica:

“A pesar de que los cálculos biliares son relativamente comunes en los adultos obesos, los cálculos biliares en niños y adolescentes han sido históricamente raros”…”estos resultados se suman a una tendencia alarmante los jóvenes que son obesos o extremadamente obesos son más propensos a tener enfermedades que normalmente tienen lugar en adultos”.

Se pudo comprobar que existe una fuerte relación entre los problemas de obesidad y la aparición de cálculos biliares durante la infancia, sobre todo en las niñas más que en los niños, y se presentan como cuadros de enfermedad con síntomas que incluyen dolor abdominal, malestar general y náuseas, en muchas ocasiones es necesaria una cirugía para tratar el problema y eliminar las piedras internas ya que los cálculos pueden obstruir el paso de la bilis al intestino, algo que puede causar un daño severo en el organismo y una fuerte infección en la vesícula biliar, en el páncreas o en el hígado, algo que sin el tratamiento adecuado puede resultar fatal.

George Longstreth, coautor del estudio y gastroenterólogo de Kaiser Permanente en el Centro Médico de San Diego, agrega:

“La alta tasa de cálculos biliares en niños y adolescentes obesos pueden sorprender a los pediatras, porque esta enfermedad es generalmente considerada como un trastorno de adultos. Dado que la obesidad es tan común, los pediatras deben aprender a reconocer los síntomas característicos de cálculos biliares”.

Vía | La Razón
Foto |  Tommy Lew de Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...