Los niños en edad escolar consumen menos lácteos

Un estudio desarrollado en el Centro de Estudios sobre Nutrición Infantil ha revelado que existe una clara tendencia que indica que los niños consumen una cantidad inferior de lácteos desde el momento en el que comienzan a ir a la escuela, algo que continúa a lo largo de su desarrollo, sobre todo en la adolescencia que es la etapa en la que menor ingesta de este tipo de productos hay, ya que 9 de cada 10 adolescentes no come las porciones diarias recomendadas de lácteos.

Lo lamentable es que los lácteos son reemplazados por otros productos de menor valor nutricional y de hecho, peligrosos para la nutrición, tales como las gaseosas u otro tipo de infusiones azucaradas, por lo que los padres deben poner especial interés en esa etapa de sus hijos para que su alimentación no disminuya en calidad.

Es algo seguro que los niños pequeños tienen el consumo de lácteos en diferentes presentaciones como un hábito sumamente instalado en su dieta habitual, el problema tiene lugar a partir de la edad escolar ya que ese consumo frecuente de lácteos necesarios para el desarrollo infantil comienza a decaer progresivamente, según indica el estudio.

El trabajo se ha desarrollado en el mes de noviembre del 2009 y para eso se tuvo en cuenta la ingesta de 1137 personas pertenecientes a diferentes ciudades de Argentina, país sudamericano, así se pudo definir que el 72% de los niños con edades entre los 5 y los 12 años no consume hoy en día las tres porciones de productos lácteos que las organizaciones de la salud mundial recomiendan.

Es en esa etapa que alimentos como la leche, los yogures y el queso van quedando poco a poco fuera de la dieta de los niños en un fenómeno que sigue en aumento a lo largo de su crecimiento ya que para su adolescencia es realmente algo muy raro que lo incorporen entre sus comidas diarias.

Los expertos opinan que esto se debe a un cambio en las rutinas de los niños, los que pasan menor cantidad de tiempo en casa por ejemplo a la hora del desayuno o la merienda y en cambio compran cosas en el colegio que son de una calidad nutricional mucho menor, por eso es importante que los padres insistan a los niños a que consuman lácteos en los momentos en que se encuentran en la casa ya que es muy importante para su desarrollo.

Vía | El Sol online
Foto  |  Clarkston SCAMP

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...