Los estadounidenses creen que los niños deben vacunarse contra el sarampión, aunque se opongan los padres

La mayoría de los estadounidenses creen que los niños deben vacunarse contra el sarampión, aunque se opongan los padres por cuestiones religiosas o por objeción de conciencia. Así se desprende de los resultados de una encuesta recientemente realizada por el periódico digital Reuters.

Encuesta sobre la vacuna del sarampión en Estados Unidos

Según los resultados de una encuesta realizada en Estados Unidos por Reuters, el 77% de los estadounidenses creen que los niños deben vacunarse contra el sarampión, aunque se opongan los padres, casi se podría decir que están de acuerdo con introducir la vacunación obligatoria. En lo que va de año ya se han confirmado 764 casos de sarampión en el país, siendo el brote más importante que se ha vivido en los últimos 25 años. Como comentan los especialistas, esta situación se podría haber evitado si se hubiera cumplido con la tasa de vacunación que, como sabemos, en los últimos años se ha reducido dada la información errónea sobre las vacunas vertida por los antivacunas.

Lo padres que se oponen a la vacunación muestran su preocupación por la ciencia médica con pocos fundamentos, por fortuna, la mayoría de los estadounidenses comparten el consenso científico de que el sarampión es una enfermedad contagiosa y peligrosa, mientras que las vacunas son seguras y son la solución para evitar la enfermedad. Un 85% de los encuestados (participaron 2.008 personas) entre el 30 de abril y el pasado 2 de mayo, consideraron que todos los niños debían ser vacunados a menos que existiera una razón médica para no hacerlo, por ejemplo, tener un sistema inmunitario deprimido, sufrir alergia, etc. Un 77% considera que los niños deben ser vacunados de forma obligatoria, sin importar si los padres se oponen a ello.

Pero estas cifras no convencen a los expertos, la doctora Jennifer Lighter, epidemióloga en el hospital de NYU Langone Health (Nueva York), considera que las cifras no son tan altas como debieran, es decir, no le convence el porcentaje de personas que valoran la vacunación o que consideran que sea una medida obligatoria, ya que las personas restantes que no están de acuerdo, están poniendo a los niños y a otras personas vulnerables en riesgo si no vacunan a sus hijos.

Para lograr una inmunidad generalizada es necesario vacunar al 90%-95% de la población, de este modo se puede proteger a aquellas personas que no pueden recibir la vacuna contra el sarampión, como las personas inmunodeprimidas o los bebés. Sobre la encuesta, destacar que menos del 4% comentaron que no creían que la vacuna fuera segura, claro, que en este tipo de encuestas hay que fiarse de las respuestas (que podrían ser falsas) es preferible centrarse en datos reales sobre la cobertura vacunacional, esa cifra es la que muestra realmente cómo está la situación y lo que piensan las personas acerca de las vacunas.

Recordemos que a finales de abril se introdujo en Nueva York la vacunación obligatoria contra el sarampión, quienes no vacunasen a sus hijos se podían enfrentar a sanciones de 1.000 dólares. Pues bien, según leemos aquí, parece ser que la medida se está considerando en otros estados del país, los legisladores planean prohibir a los padres citar creencias religiosas o personales para evitar la vacunación de sus hijos. Claro, que algunas iniciativas ya han fracasado, un ejemplo es Maine, donde la Cámara del Senado ha rechazado la medida, precisamente en uno de los estados con la menor tasa de vacunación de Estados Unidos.

Algunos expertos consideran que el Gobierno federal debería imponer la vacunación obligatoria, ya que se trata de un problema de seguridad. Por cierto, recordemos que en Alemania se ha presentado un Proyecto de Ley para introducir la vacunación obligatoria contra el sarampión, quizá Estados Unidos debería tomar nota de ello.

Foto | Marco Verch

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...