La MHRA publica recomendaciones para suministrar analgésicos a los niños

La automedicación es un mal actual, algo que se aplica no solamente a los adultos, sino también a los niños, a quienes se sospecha se les suministran medidas erróneas de medicamentos de forma casera, lo que puede atentar gravemente contra la salud del pequeño.

La Agencia Reguladora de Medicinas y Productos Médicos (MHRA) del Reino Unido, puso luz sobre la posibilidad de que muchos niños podrían estar recibiendo dosis demasiado altas o innecesarias de analgésicos como el paracetamol líquido en su hogar, por lo que ha emitido una serie de recomendaciones sobre cómo suministrar medicamentos a los niños.

Es sumamente común que los niños sean medicados sin consultar al médico, se sabe que para cuando cumplen seis meses de vida, el 84% ya ha recibido por lo menos una dosis de paracetamol líquido, un medicamento que comunmente se utiliza para disminuir el dolor o bajar la fiebre, la mayoría de venta libre sin receta en farmacias.

El peligro real es que aunque esos remedios hayan sido desarrollados especialmente para los niños los pequeños pueden estar tomando dosis equivocadas por lo que se puede correr el riesgo de sobremedicar a los pequeños, generando complicaciones a futuro, como el posible desarrollo de asma durante la infancia.

En todos los casos se debe consultar con un médico a la hora de darle medicamentos a los niños ya que los profesionales medican en base a un cálculo de peso en el niño y gracias a el identifican la cantidad de remedio necesario que se necesita. Esa alternativa no se contempla en el hogar ya que los fármacos por lo general traen instrucciones que indícan a grandes rasgos cuánto se le debe dar a los niños, sin tener en cuenta mayores detalles.

Los remedios de venta libre por lo general recomiendan dos cucharaditas de 5 ml. para niños entre los 12 meses de vida hasta los 6 años de edad, hasta cuatro veces por día, por lo que la MHRA afirma que en casos de niños con poco peso o muy pequeños se les estaría administrando demasiado medicamento para su sistema.

La agencia indica entonces que los bebés entre dos y tres meses cuando tengan fiebre o dolor deben tomar solamente media cucharadita, 2,5 ml. una sola vez en el día, mientras que desde los tres a los seis meses puede tomar la misma dosis hasta cuatro veces en 24 horas. Los niños de dos a cuatro años deben tomar 7.5 ml. hasta cuatro veces al día, equivalente a una cucharadita y media, dejándo solamente la dosis máxima, de 2 cucharaditas cuatro veces al día para los niños de cuatro años o más.

Vía | BBCO
Foto | Guía del Niño

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...