Johnson & Johnson dejará de comercializar polvos de talco para bebés

Hoy podemos saber que Johnson & Johnson dejará de comercializar polvos de talco para bebés en Estados Unidos, la razón son la gran cantidad de demandas a las que se ha enfrentado por la presencia de trazas de amianto en el producto. La empresa ha comunicado que permitirá liquidar las existencias y en su lugar se podrá adquirir una alternativa elaborada con almidón de maíz.

Talco de Johnson & Johnson

Hace un par de años, un informe publicado en Reuters sugería que la empresa multinacional estadounidense Johnson & Johnson, dedicada a la fabricación de productos farmacéuticos y de cuidado e higiene personal, entre otros, estuvo reteniendo durante décadas información acerca de la presencia de trazas de amianto en el polvo de talco para bebés.

Al parecer, la empresa llevo a cabo esta práctica desde el año 1971 hasta principios de la década del siglo XXI, es decir, tenía plena conciencia de la presencia de este elemento indeseado en parte de su talco en crudo y productos terminados con talco. Toda esta información salió a la luz por una demanda realizada por 22 mujeres en Estados Unidos, que aseguraban que habían enfermado de cáncer por culpa de los polvos de talco.

Tras un largo juicio, un tribunal determinó que la empresa debía indemnizar a las mujeres con 4.000 millones de euros por daños punitivos, ser conocedora de la presencia de amianto y descartar el producto, era algo que no se podía justificar. Como ya hemos comentado en anteriores ocasiones, el asbesto o amianto es un compuesto mineral prohibido en los países desarrollados y la razón es que se asocia con un elevado riesgo de cáncer.

El caso es que ahora podemos saber que Johnson & Johnson dejará de comercializar polvos de talco para bebés, producto que durante mucho tiempo definió la imagen saludable de la compañía, incluso a pesar de recibir miles de demandas como la antes comentada. En un comunicado emitido ayer, la empresa explica que permitirá la venta de las existencias en el canal minorista hasta que se liquiden, pero, ¿todavía hay quien compra el producto a sabiendas de todo lo ocurrido?

Johnson & Johnson comenta que se mantendrá la producción del producto similar que se elabora con almidón de maíz en Estados Unidos, sin embargo, seguirá con la venta de polvos de talco en otros países del mundo. Es evidente que las demandas y la opinión pública han hecho tomar esta decisión, ahora sería interesante que en los países donde se comercializa, se intensifiquen los controles para garantizar la salud y seguridad de la población.

A pesar de las pruebas que demostraban que la empresa era consciente de la presencia de trazas de amianto en el polvo de talco, Johnson & Johnson ha mantenido su postura de que los investigadores que analizaban el talco estaban mal preparados, que los análisis eran defectuosos y que por ello el talco estaba contaminado. Pero esto no le ha servido para evitar las sanciones y adquirir una mala reputación, que dejara de comercializar el talco era cuestión de tiempo.

Cierto es que ahora se hacen muchas pruebas para verificar que no existen trazas de amianto en los polvos de talco, pero visto lo ocurrido en Estados Unidos, es preferible adoptar el principio de precaución y evitar el producto, ya que existen otras alternativas en el mercado. Os recomendamos acceder a este artículo del periódico digital The New York Times para conocer más detalles de la noticia.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...