Incremento en la hospitalización de niños con asma con la vuelta al cole

Junto con la vuelta a clases ha llamado la atención el gran incremento en casos de ingresos hospitalarios de niños con asma, con cuadros que parecen empeorar justamente en estas fechas entre un 20% y 25% debido a un mal criterio familiar a la hora de retomar la rutina nuevamente.

Adelaida Lamas, doctora del servicio de Pediatría del Hospital Ramón y Cajal de Madrid y encargada de la sección de Neumología Pediátrica de este centro es quien ha ofrecido información al respecto, y parece ser que entre las causas principales destaca el hecho de que durante el verano la mayor parte de los pacientes no tiene una constancia en la toma de la medicación necesaria para tratar su asma, ya que durante esa época los síntomas son mucho menores, por lo que al iniciar el curso escolar se vuelven mucho más vulnerables a sufrir cualquier tipo de infección o crisis que desencadene un cuadro asmático grave.

Se trata de un problema grave no solo porque perjudica la salud de los niños, sino porque también repercute en las actividades de otros miembros de la familia. Cuanddo un niño tiene una crisis asmática es probable que pierda entre dos o cinco días de clase, y a su vez muchos padres deben faltar a sus puestos de trabajo para atender a sus hijos en casa, lo que representa pérdida de dinero y un aumento en el gasto sanitario, lo mejor en todos los casos siempre es prevenir.

“Las posibilidades de transmisión son mayores con el inicio del colegio o de la guardería, lo que favorece el mayor contacto entre los niños con capacidad posterior de transmitirlo a sus familiares”.

Otro de los factores que influyen a que los niños asmáticos que no habían tenido problemas en todo el verano retomen enfermos el curso escolar, es la actividad física, ya que la aparición de estas patologías a raíz del ejercicio es sumamente frecuente. Los expertos indican que las crisis asmárticas producto de la gimnasia se llevan entre el 80% y el 90% de los casos, sobre todo en el caso de los niños que comienzan a manifestar sus síntomas luego de 5 a 10 minutos que comenzaron con su clase de deporte.

“Los corticoides inhalados son la piedra angular del tratamiento del asma, aunque los antagonistas de los leucotrienos funcionan también muy bien en niños que tienen crisis de asma desencadenadas por infecciones respiratorias o inducidas por la práctica de ejercicio”…”El 95 por ciento de los asmáticos padecen asmas perfectamente controlables. Por lo que, normalmente son pacientes que necesitan dosis bajas-medias de corticoides inhalados que apenas tienen efectos secundarios. Por el contrario, efectos graves como la alteración del crecimiento sólo se producen en pacientes moderados-graves que tienen muchísimo tiempo de tratamiento”.

Vía | Europapress
Foto |  viralbus de Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...