El 85% de los niños que mojan la cama han heredado el problema

Son muchos los niños que sufren de enuresis, que es un trastorno que provoca la pérdida de orina durante las horas de sueño, desde siempre se ha adjudicado ese problema a distintos factores aunque recientemente se ha descubierto que el 85% de los niños que mojan la cama estan respondiendo a factores hereditarios, ya que parte del problema se encuentre alojado en un gen del cromosoma 13.

Es en ese gen justamente en el que va codificada la información que indicará si el niño en cuestión sufrirá o no de la patología, aunque dependiendo del caso pueden verse involucrados además otros genes y cromosomas. El problema de mojar la cama puede influir de forma muy negativa en la vida de los niños que se ven imposibilitados en muchas ocasiones de desarrollar tareas comunes como quedarse a dormir con abuelos o tíos, por lo que desarrollan grandes inseguridades que afectan su personalidad y su desarrollo.

La teoría hereditaria de la enuresis forma parte de un libro titulado “¿Por qué se orinan los niños en la cama?. Repuestas de un médico” que trata sobre el asunto de mojar la cama, un problema que afecta al 5% de los niños con edades comprendidas entre los 5 y los 14 años, que de forma consecutiva se orinan en sus camas mientras duermen sin poder hacer nada para evitarlo.

El punto de vista detrás del libro es la del médico Juan Carlos Ruiz de la Roja, director del Instituto Urológico Madrileño que ha tenido a bien el desarrollo de un análisis sobre diversos problemas que preocupan a los padres, desde por ejemplo el momento ideal para retirarle el pañal a un niño, como las medidas a tomar en los casos de enuresis tanto en edades de riesgo, como cuando el problema se extiende más allá de una edad normal.

La información ha sido completada con testimonios de niños y adultos que sufren el problema y con datos históricos y estadísticos al respecto, en cada caso las familias de los niños afectados deben tratar el asunto con cautela para descartar que no se trate de un síntoma de alguna otra patología. La enuresis debe ser tratada según las necesidades de cada niño, hay casos en los que la mejor opción es la farmacológica como otros en los que lo más adecuado es realizar terapias para poder solucionar el problema.

Se diagnostica con enuresis a un niño que tenga por lo menos dos episodios en un período de 30 días. En el 90% de los casos el problema radica en una causa fisiológica, la falta de desarrollo de la vejiga, un retraso de maduración o una producción de orina superior a la normal, mientras que el 10% restante puede deberse a un problema puntual basado en un acontecimiento inusial en la vida del niño que pueda impresionarlo por algún tiempo.

Vía | Vida y Estilo
Foto | La primera Peru

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...