Contacto piel con piel entre madres y recién nacidos en las UVI móviles del SUMA112 en Madrid

En Madrid se ha introducido en las UVI móviles del SUMA 112 (Servicio de Urgencia Médica de la Comunidad de Madrid), un dispositivo de seguridad que facilita el contacto piel con piel entre madres y recién nacidos durante el traslado al hospital.

Beneficios del contacto piel con piel

En Madrid se ha presentado un nuevo dispositivo de seguridad infantil que facilita el contacto piel con piel entre madres y recién nacidos en las UVI móviles del SUMA 112 (Servicio de Urgencia Médica de la Comunidad de Madrid). La idea es que cuando las UVI móviles tengan que trasladar a una madre y a su recién nacido al hospital, pueda llevar a su pequeño sobre el pecho perfectamente anclado y protegido. Esto es gracias a un elemento de retención infantil fijado a los cinturones de las camillas de las UVI móviles.

En el ámbito de la Emergencia y la Urgencia Extrahospitalaria, la Comunidad de Madrid promueve con esta medida el contacto piel con piel de forma inmediata e ininterrumpida, del mismo modo que facilita que se pueda amamantar al bebé durante el traslado si así se desea. Según se explica en la página de SUMMA 112, el nuevo dispositivo se introdujo en las UVI hace una semana y el pasado día 17 ya se utilizó por primera tras un parto en un domicilio, llevando a madre y bebé piel con piel mientras la UVI se desplazaba al Hospital Gregorio Marañón.

Teniendo en cuenta que hay un volumen considerable de nacimientos extrahospitalarios (el año pasado se produjeron 228), como los partos que tienen lugar en casa porque a los padres no les da tiempo de llegar al hospital, se puede decir que la medida era necesaria, sobre todo si se promueve el contacto piel con piel. Tras el parto, el recién nacido debe adaptarse a la vida extrauterina y el contacto piel con piel con la madre proporciona numerosos beneficios, favorece la lactancia materna, disminuye la ansiedad en la madre y el estrés en el bebé, mejora el vínculo madre e hijo, etc.

Hasta la introducción del dispositivo, madres y recién nacidos debían separarse durante el trasladado al hospital por motivos obvios de seguridad, el bebé era trasladado en una incubadora denominada “Baby Pod” instalada en una UVI móvil y la madre era trasladada en una ambulancia. Ahora, el trayecto lo realizaran juntos, la madre estará tumbada en la camilla y sobre su pecho, debidamente protegido y asegurado, su bebé, pero esto siempre que no hayan surgido complicaciones durante el parto.

El dispositivo es una especie de saco-arnés donde se introduce al bebé y se ajusta con cinco cintas y cierre de anclaje con apertura de liberación rápida. El dispositivo puede llevar bebés desde 1’6 kilos hasta 5 kilos de peso, siendo fácil de adaptar y manipular por el personal sanitario de la UVI. Como explican aquí, es una medida importante que humaniza la asistencia sanitaria y, además, beneficia enormemente a madre y recién nacido, por lo que sería interesante que el sistema se introdujera en el ámbito nacional.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...