Seguridad infantil: enrolla cordones de cortina

Correas de persiana y cordones de cortina son un potencial riesgo para los niños pequeños, aunque no se producen muchos accidentes, suelen ser fatales y en muchos casos provocan el estrangulamiento. La solución pasa por utilizar dispositivos como los enrollacordones.

Dispositivos de seguridad infantil

De los peligros de las correas de las persianas o los cordones de las cortinas para los niños pequeños ya os hemos hablado anteriormente, existe un alto riesgo de que los niños de entre 16 y los 36 meses pueda sufrir un estrangulamiento accidental. Es cierto que son pocas las muertes infantiles que se contabilizan al año a causa de una correa de persiana o un cordón de cortina, pero no por ello se debe obviar el peligro y creer que es algo que no le puede pasar a nuestros hijos.

Para prevenir lo mejor es adoptar las medidas de seguridad oportunas que permitan que correas y cuerdas de persiana estén fuera del alcance de los niños. Colocar persianas automáticas o cortinas que funcionan con un botón podría ser una solución, aunque su precio es elevado.

No colocar cerca de las persianas y cortinas camas, sillas o cualquier elemento que pueda ser de ayuda para que un niño pueda acceder a cordones y cuerdas, aunque es una buena recomendación no es una garantía total de seguridad. En el caso de las cortinas, podemos optar por un sistema económico, fácil de utilizar y seguro, hablamos de los enrolla cordones de cortina.

Se trata de una sencilla pieza redonda cuya finalidad es enrollar el cordón de la cortina en su interior, colocando la cuerda a una altura a la que no podrán acceder los pequeños, solamente los adultos. Con ello se evita que los niños puedan manipular los cordones y poder sufrir un tropiezo y estrangulamiento con ellos. Si un niño de 18 meses se enreda en un cordón y tropieza, su cabeza más prominente, el poco control que tiene de sus músculos y una tráquea frágil, son los condicionantes para que no se pueda liberar de una trampa mortal.

Como decíamos, para garantizar la seguridad infantil una buena opción es comprar unos enrollacordones de cortina, su diseño es estético y discreto, son fáciles de instalar y se podrán retirar con facilidad cuando ya no sean necesarios.

La relación calidad/precio es buena, un pack de dos unidades tan sólo cuesta 3’90 euros y con ello se podrá evitar que uno de esos pocos accidentes que se sufren con los cordones de cortina, ocurra en nuestro hogar. Para conocer más detalles sobre este dispositivo de seguridad o realizar su compra, podéis acceder a la página web de Segurbaby.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...