Mascar chicle en clase ayuda a concentrarse y memorizar mejor

Mascar chicle en clase ayuda a concentrarse y memorizar mejor

Una investigación de la universidad de Newcastle (Reino Unido) ha analizado los efectos de mascar chicle en nuestro organismo en términos neurológicos y ha llegado a la conclusión de que mascar chicle durante el estudio ayuda a concentrarse y memorizar mejor.

Tal como explica Lucy Wilkinson, investigadora de Instituto de Neurología de la citada universidad, esto se debe a que “mascar eleva la frecuencia cardiaca, lo que impulsa más nutrientes al cerebro. Además aumenta la producción de insulina, que se encarga de estimular la parte del cerebro asociada a los recuerdos”. Según la investigación, mascar chicle mientras se estudia aumenta la capacidad de recordar palabras o letras en hasta un 35%.

En la investigación colaboraron 25 participantes, que fueron divididos en tres grupos: el primero no masticó nada, el segundo mascó chicle y el tercero masticó, pero sin tener nada en la boca. Durante un pequeño experimento de 25 minutos de duración se analizó la memoria a corto plazo de los tres grupos, por ejemplo, a la hora de retener números de teléfono. Así se descubrió que aquellos que mascaban chicle obtuvieron los mejores resultados, a gran distancia de los que no masticaban nada.

Algunos colegios alemanes ya han tomado en consideración el hecho de que mascar chicle durante el estudio ayude a concentrarse y memorizar mejor, por eso permiten a sus alumnos masticar chicle en clase, aunque con algunas restricciones, pues todos sabemos lo desagradable que resulta oír mascar chicle y más en una clase llena de niños.

Una escuela primaria de Baviera ha ideado una lista de iniciativas para que la propuesta sea soportable tanto para los profesores como para los alumnos. Entre otras consideraciones, proponen dar a los niños un pequeño recipiente de mesa en el que puedan tirar los chicles, y evitar de esta manera que tengan que levantarse cada dos por tres para ir a la papelera o, aún peor, que los chicles usados acaben pegados en cualquier sitio. La misma escuela tiene un listado con las siguientes reglas para mascar chicle en clase dirigidas a los niños:

  1. Sólo puedo mascar chicle en clase cuando se dé permiso.
  2. Masco chicle en situaciones difíciles en las que haya que estudiar o pensar con detenimiento para mejorar la concentración.
  3. Después de comer masco chicle sin azúcar para mantener los dientes sanos.
  4. Al mascar chicle mantengo la boca cerrada.
  5. Masco despacio y de forma homogénea.
  6. Me quito el chicle de la boca antes de practicar deporte.
  7. Tiro el chicle y su envoltorio a la basura correspondiente.

¿Piensas que estas medidas que parten de la base de que mascar chicle ayuda a concentrarse y memorizar mejor podrían implementarse en nuestras aulas? ¿Tendrían realmente repercusiones en los resultados escolares de nuestros hijos?

Fuente | Eltern Family
Foto | Limarie Cabrera

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, media: 4,67 de 5)
4.67 5 3
Loading ... Loading ...