¿Le gusta dibujar a tu hijo? ¿Qué dicen sus dibujos de él?

Los niños disfrutan dibujar pero lo que muchos padres no saben es que los dibujos hablan mucho de sus hijos

Esto es lo que dicen los dibujos de tus hijos

Los dibujos de los niños son un medio para conocer el mundo de ellos. Mediante sus dibujos, los niños expresan sus sentimientos, emociones, anhelos e inquietudes. En las terapias psicológicas se usa con frecuencia la interpretación del significado de los dibujos de los niños.

Seguidamente comentamos a grandes rasgos algunas peculiaridades de dibujos de niños y sus factibles significados. Un dibujo vale más de lo que pueda decirte a veces, sobre todo si estamos hablando de niños.

Nuestros niños en muchas ocasiones no saben expresar sus sentimientos, pero al momento de dibujar de forma inconsciente plasman todas sus inquietudes en el papel.

¿Qué dibuja tu hijo?

Es por ello que en muchas terapias psicológicas se usan los dibujos de los niños para comprender qué es lo que sucede. Los especialistas pueden conocer las emociones de nuestros pequeños en función del tamaño del dibujo, el trazo o el orden. Así, podemos saber si nuestro hijo es movido, inseguro, tímido…

Los colores que usa también nos ayudan a conocer su mundo interior. Algunos colores quieren decir armonía, tranquilidad… Otros incluso quieren decir falta de emoción en la vida.

Vamos a mostrarte algunos elementos que debes conocer para saber interpretar lo que dibuja tu hijo.

1 – Cómo ocupa el espacio en el dibujo

El pequeño normalmente se dibuja siempre en el centro de la hoja, una manera de percibirse el centro del mundo, algo común en los pequeños, mientras que alrededor sitúa a las representaciones simbólicas afines con su yo.

La manera en que ocupa el espacio nos dice sobre la forma en la que el niño actúa ante el mundo. Si dibuja en toda la hoja es un niño mucho más extrovertido, dinámico, participativo, mientras que un niño más retraído, tímido e inhibido ocupa una parte chica de la hoja.

En ocasiones el niño ocupa la hoja deliberadamente, es decir que a veces dibuja en el mismo centro y otras en una esquina, sin tener realmente un orden. Es común en niños irritables, con constantes cambios de humor y que regularmente se distrae con facilidad.

2 – El trazo que use

La presión que ejerce el pequeño en el trazo es un signo de gran relevancia que refleja su temperamento.

Un trazo firme y seguido revela una personalidad segura con confianza en sí mismo. Una buena presión muestra voluntad, entusiasmo y necesidad de movimiento.

Por su parte, un trazo incierto y tembloroso nos hace ver una personalidad que requiere reasegurarse y busca tenazmente la aprobación de las demás personas. Suelen ser pequeños más sensibles con baja tolerancia a las frustraciones.

Un trazo débil, puede revelar también cansancio o falta de voluntad. Cuando el trazo es muy fuerte y marcado denota agresividad.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...