Las “modas pasajeras” de nuestros hijos

Las modas de nuestros hijos

En el mundo de nuestros hijos imperan unos gustos muy distintos a los que podemos tener los padres, que hemos crecido entre modas diferentes, por lo que muchas veces no les entendemos, llegando a tener autenticas confrontaciones, con ellos sobre todo si ya son adolescentes.

Conocer algunas de las modas de nuestros hijos, aunque sean pasajeras y cambien constantemente, puede ayudaros a comprenderlos mejor y a tener más en común con ellos.

Estar con sus amigos

El 59% de los jóvenes cuando se les pregunta por sus actividades favoritas fuera de casa citan “estar con los amigos” como primera opción, son auténticos seres sociales durante la adolescencia y les encanta compartir sus aficiones. El andar en grupo les lleva a frecuentar el cine a ver la última película de estreno o a practicar algún deporte, muy de moda por ejemplo esta el skate. Tenemos que entender que no tienen porque elegir el deporte que nosotros queramos, ni que salir a los lugares que nosotros digamos, ellos ya van formando su personalidad y tomando poco a poco sus decisiones. Formando su propio grupo van definiendo sus aficiones y cambiando de gusto continuamente ya que los gustos de sus amigos se contagian y tan pronto sienten pasión por algo como luego lo detestan, son modas pasajeras.

Internet, Messenger y móviles

El messenger se ha convertido en una moda muy popular entre los jóvenes de 12 a 17 años ya que para ellos es una manera de comunicarse con sus amigos cuando no pueden estar con ellos. Al igual que el móvil, ya que un sms o una llamada perdida significa que se acuerdan el uno del otro. Es cierto que a veces acaban de entrar en casa de estar con ellos y automáticamente se conectan a internet para poder seguir hablando, aunque nos parezca incomprensible, para ellos es importante su independencia y el contacto entre ellos. Lo que sí debemos hacer es mantener un control tanto en el dinero que gastan en el móvil, dejándoles claro que al mes dispondrán de una cantidad y no se podrá pasar de ahí, como de las horas que pasan delante del ordenador. Hay que hacerles ver que se debe equilibrar las horas de estar frente a internet, con las de salir y estar con la familia.

El deporte

Es lo que más les gusta hacer a casi todos los menores en algún momento de sus vidas, ya que aparte de divertirse pueden estar con sus amigos. Además de que es sano, el deporte tiene muchos beneficios. Como hemos dicho antes puede que elijan un deporte que no nos entusiasme  mucho, ninguna disciplina es desaconsejable, aunque sí es cierto que algunos conllevan más riesgos que otros, de una forma u otra sirven para relacionarse socialmente, como para su bienestar y desarrollo físico, ya que les ayuda a integrarse y a luchar por sus ideales. Cada deporte tienen sus pros y contras y tu hijo elegirá el que más le guste y se adapte a su personalidad. Algunos optarán por deportes más solitarios como natación o atletismo, mientras que otros preferirán el fútbol o el basket. Pero en cualquier caso elijan el que elijan les ayudará a formar su carácter.

El look

Tan pronto visten de punta en blanco, como le ves con pinta desaliñada, o se vuelve rapero, hippie, punk… sin ningún motivo aparente, con lo que muchas veces nos preocupamos pensando que han tenido algún problema y no tienen por qué ser así, ya que las modas van y vienen y la adolescencia es una etapa difícil para decidir cómo quieren ser y pueden pasar por muchas rachas diferentes. La música que escuchan y la ropa que llevan hacen que sean diferentes y auténticos a los ojos de sus amigos. Habla con ellos y entiéndeles en la mayoría de los casos son cambios temporales que formarán su personalidad futura.

Vía | www.larevistapg.com
Foto| Snezana Skundric

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...