Escuelas de verano

Escuelas de verano

Con la llegada del verano comienza la preocupación de los padres sobre qué hacer con los niños mientras ellos trabajan ya que el colegio ha terminado y quedan tres meses de vacaciones por delante. Las escuelas y campamentos de verano se están convirtiendo en una opción cada vez más popular, pero a veces escoger entre tanta oferta no es fácil. En los últimos años se ha multiplicado la oferta de todo tipo de cursos, escuelas y campamentos estivales.

Una escuela de verano es un espacio programado por actividades que a los niños les divierten y motivan donde aprenden y disfrutan durante parte de las vacaciones de verano. Dependiendo de la duración y el tipo de actividades que se organizan allí puede haber escuelas internas, externas o mixtas. Una escuela de verano suele ser externa, tienen actividades a realizar por el día pero luego los niños van a casa a dormir a diferencia de los campamentos que están allí día y noche por lo que son de régimen interno. La duración de estas escuelas suele coincidir con parte de las vacaciones del verano, desde quince días a un mes, suelen ser en julio que es el mes en el que aún los padres trabajan.

Las actividades que desarrollan en las escuelas de verano suelen ser de actividades plásticas, deportes, juegos, culturales… En el precio suele incluir el transporte, seguro y material para las actividades que se llevan a cabo, si son de régimen interno incluyen el alojamiento y normalmente las comidas. El seguro suele ser el de responsabilidad civil y de accidentes, además suelen tener también uno por intoxicación alimentaria. Los niños son separados por edades ya que no hay que juntar a mayores con pequeños puesto que no es seguro que unos interactúen con otros y los monitores van en función del número de niños y de las edades de estos.

Para elegir la escuela de verano correcta las familias deben informarse bien de todo lo que ofrecen, no solo del precio, de los horarios, ya que muchas escuelas disponen de horarios ampliados compatibles con los del trabajo. Hay que mirar bien las instalaciones que dispongan de todo lo necesario para la edad del niño, tener en cuenta la distancia a recorrer de casa a la escuela, las actividades que desarrollarán allí, o si disponen de servicio de comedor.

Vía| Revista padres o nones
Foto| Jeanne Hatch

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...