¿El bisfenol A está relacionado con la pubertad precoz?

BPA

Todavía estamos esperando el veredicto de la EFSA sobre el bisfenol A y mientras tanto, continúa el goteo de estudios que muestran los problemas asociados al bisfenol A o BPA. Ahora, un nuevo estudio estadounidense en el que se concluye que las niñas de hoy en día llegan a la pubertad a edades más tempranas, reaviva la preocupación de quienes están en contra del bisfenol A y argumentan que se trata de una prueba más de cómo esta sustancia tiene un impacto negativo para la salud humana, indicando que el bisfenoal A está relacionado con la pubertad precoz.

Sin embargo, deberemos citar un estudio que nada tiene que ver con el bisfenol A y que también podría explicar por qué las niñas sufren pubertad precoz, los investigadores de la Universidad de Brighton (Reino Unido) daban a conocer hace unos meses una investigación en la que se mostraba que comer mucha carne en la infancia adelantaba la menstruación de las niñas. La relación era el alto contenido en zinc y hierro de la carne, elementos necesarios para el embarazo, la riqueza de minerales y proteínas en la dieta afectaría a los niveles hormonales y por tanto se produciría una menstruación precoz. Por tanto, y a pesar de que son muchos los estudios que muestran los distintos peligros asociados al BPA, decir que el bisfenoal A está relacionado con la pubertad precoz, necesitaría el aval de estudios más concluyentes.

El estudio estadounidense realizado por expertos del centro hospitalario infantil de Cincinnati, se basó en un grupo de 1.200 niñas de diferentes comunidades estadounidenses con edades comprendidas entre los 7 y los 8 años. Se realizaron distintas mediciones, como por ejemplo el desarrollo de los senos para determinar el inicio de la pubertad, tras las pruebas y encuestas oportunas a los especialistas y personal médico, se determinó que las niñas y especialmente las de raza blanca, habían experimentado un incremento más significativo en número en lo que respecta a pubertad precoz, en comparación con un estudio similar que se había realizado 13 años antes.

Las pruebas determinaron que a las edades indicadas, las niñas de raza blanca habían pasado de un 5% del inicio de la pubertad en 1997 a un 10% actual, es decir el doble. En lo que respecta a las niñas de raza negra, en 1997 la pubertad precoz se cifraba en un 15% y actualmente la cifra se eleva a un 23%. En todo caso e indistintamente de la raza, la pubertad precoz es una realidad y las niñas se desarrollan antes, los expertos indican que se incrementan con ello las posibilidades de que las niñas se involucren en comportamientos sexuales de riesgo, y aumenta también el riesgo de padecer cáncer de mamá en un futuro.

Paralelamente al conocimiento de estos resultados, podemos saber a través de Food Production Daily que en Estados Unidos la responsable de Protección del Medio Ambiente celebrará una audiencia pública sobre la conveniencia de prohibir el bisfenol A en biberones y cualquier envase alimentario. Quizá por ello se relacione el bisfenol A con la aparición de la pubertad precoz. Hay que destacar que otros investigadores indican que no existe ningún peligro por el uso del BPA, un ejemplo sería el Instituto Federal de Alemania para la Evaluación de Riesgos (Federal Institute for Risk Assessment (BfR)) que aseguraba que el bisfenol A es seguro.

Deberemos esperar a conocer la resolución estadounidense y la resolución de la EFSA, pero por el momento, lo mejor es aplicar el principio de precaución y evitar cualquier producto que contenga BPA, son demasiados los estudios de los que hemos hablado en Pequelia y en los que se muestran todo tipo de problemas de salud asociados a esta sustancia.

Foto | Gep

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...