Dieta mediterránea para combatir el asma infantil

Un reciente estudio realizado por el Internacional Study of Asthma and Allergies in Childhood (ISAAC) ha revelado que existe una relación entre la obesidad infantil y el asma en los niños.

Según los datos, el aumento del peso corporal y el asma se desarrollan en paralelo, sobre todo en la pubertad, ya que es un período de rápido crecimiento y maduración.

El aumento de los casos de obesidad se debe a un desequilibrio entre la ingesta de energía y el gasto de la misma, en el que la falta de ejercicio es un punto clave.

De esta forma en los casos en los que se produce una disminución del peso se produce una mejora en el control del asma en los enfermos que padecen esta patología.

Seguir la dieta Mediterránea de una forma equilibrada y sana, ayuda a los niños a controlar el asma. Una alimentación basada en el equilibrio óptimo de antioxidantes mediante el consumo de alimentos frescos como verduras, hortalizas, carne, pescado y fruta ayuda a prevenir enfermedades como la obesidad y, de forma relacionada, a disminuir la prevalencia del asma.

Esta dieta, sumada a la práctica de ejercicio físico de forma regular, produce una mejora en la calidad de vida de los niños, especialmente de aquellos que tienen problemas asmáticos y llevan una vida sedentaria.

La práctica de un deporte es básica para la expansión de los pulmones y para la prevención de futuros problemas  en las vías aéreas. Las actividades físicas prescritas deben ser factibles y ajustadas a sus gustos del pequeño.

El ejercicio cumple un papel importante en el manejo del asma infantil, con el que permite un mejor control de la enfermedad. Sin embargo, debe remarcarse que el ejercicio no cura el asma, pero enseña a vivir mejor con la enfermedad.

Más información: Europa Press

Foto: ndrwfgg

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...