DFE, nueva herramienta online para la prevención del fracaso escolar y lograr el éxito en los estudios

Una empresa valenciana ha creado una herramienta para detectar el posible fracaso escolar desde que los niños son pequeños. Padres y profesores deberán contestar a unos sencillos tests con preguntas acerca de sus hijos para saber los resultados

DFE

En las últimas décadas el fracaso escolar ha ido en aumento en la educación española. Son muchas las razones y opiniones al respecto que hablan del propio sistema educativo o de la situación personal y familiar de los alumnos, entre muchas otras. La realidad es que el rendimiento académico de niños y adolescentes ha empeorado a la vista de todos los estudios nacionales y europeos, y es en la prevención y detección donde hay que realizar un trabajo intenso, para lograr el éxito escolar.

Muchos adolescentes pueden pensar que podrán continuar sus estudios más adelante y acceder sin problemas al mundo laboral, sin embargo al llegar a adultos observan que no es así. El alto desempleo juvenil muestra que, si con formación es complicado acceder a un empleo, sin una buena trayectoria académica las opciones se reducen todavía más.

Con el objetivo de que padres, docentes y el entorno educativo del niño o adolescente puedan actuar a tiempo ante cualquier síntoma negativo en los estudios, la empresa valenciana VS-Ingeniería de Software ha desarrollado una herramienta para detectar los principales trastornos relacionados con el fracaso escolar. DFE (Detección de Fracaso Escolar) es una herramienta online que, con la respuesta a varios cuestionarios de indicadores relativos al niño, extraerá un completo informe que esclarecerá si existe algún trastorno que pueda derivar en fracaso escolar.

Profesores y familias (padres/madres) observarán a sus hijos y después se deberán completar los diferentes cuestionarios de la herramienta, todo de forma online. Si el resultado es de color verde, no hay problema; si es amarillo, se aconseja observar atentamente el comportamiento del niño en ese aspecto y si por último, es de color rojo se sugiere acudir a un orientador educativo para diagnosticar el resultado de una manera profesional.

Aunque el fracaso escolar se da en edades más avanzadas se puede empezar a prever desde una edad temprana, por eso se recomienda realizar el software ‘Detección del Fracaso Escolar’ (DFE) tanto a padres de niños de 2 años como a los de 15. De hecho, los cuestionarios de DFE varían en función de la etapa evolutiva y edad del niño. Por poner un ejemplo, en el análisis a un niño de Infantil encontramos cuestiones relacionadas con las alteraciones del sueño o la dificultad para pronunciar palabras.

Lo que afirma la empresa creadora del software es que este servicio tiene el carácter preventivo de una analítica, “ya que al igual que nos las realizamos para saber si estamos bien, con el test debemos hacer lo mismo, ya que se trata de detectar posibles trastornos del aprendizaje en nuestros hijos pues esto es algo que les repercutirá en su vida futura”. En este sentido, los principales trastornos que dificultan el aprendizaje del niño y pueden dirigirlo al fracaso escolar son el TDA-H, el negativista desafiante, la disgrafía, dislexia, TANV, memoria, razonamiento numérico, razonamiento verbal, Asperger, autismo, RETT, fonológico o específico del lenguaje.

Los cuestionarios han sido realizados por expertos en educación y en psicología y el resultado es del 100% fiable. De hecho, previamente se ha realizado una prueba piloto en varias escuelas del grupo Sorolla, con una valoración positiva por parte de los psicólogos que han participado en el proceso. Además, es una herramienta muy útil para estos profesionales, ya que supone un punto de inicio si debemos acudir a ellos por un resultado negativo.

Se trata de la herramienta perfecta porque une las dos partes que pueden dar su punto de vista, es decir, padres y profesores, las personas que mejor conocen a los niños.

En estos momentos de crisis económica en toda Europa, no podemos dejar que los jóvenes dejen de estudiar y confíen en la suerte de algún día encontrar trabajo. Por tanto si no quieres echar a perder el 30% de tu inversión en los estudios de tus hijos, empieza a tomar precauciones y realizar prevención.

Aunque parezca que no pase nada, puede que ocurra algo que no estás viendo, ya que no pasas las 24 horas del día con tus hijos, por eso es recomendable observarles y utilizar herramientas como esta, cómoda y rápida. Cuanto antes lo detectes, antes puedes empezar a luchar por cambiarlo.

La herramienta se puede adquirir desde la propia página del servicio (www.deteccionfracasoescolar.com) a un precio muy económica tanto por centros educativos, que podrán analizar el conjunto de sus alumnos, como por las familias, que harán un trabajo también individualizado con sus hijos.

Más información:

Página de VS-Ingeniería de Software
Página de DFE
Facebook de DFE

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...