Cómo hacer un cojín infantil para jugar

Los niños son actores por naturaleza, tienen la capacidad de crear historias y dirigirlas como si se tratase del mejor director de cine, sobre todo están sumamente capacitados creativamente para desarrollar personajes y brindarles detalles de individualidad, su mundo está permanentemente repleto de historias y cuentos, de aventuras y fantasias que los ayudan en su permanente camino de desarrollo.

Los pequeños juegan todo el tiempo, eso es cierto, lo cierto también es que no hace falta darles solamente regalos y juguetes costosos, sabemos bien que el mercado ofrece todo tipo de atractivas posibilidades, pero hay que entender que los niños pueden entretenerse con cualquier otro tipo de elementos, por ejemplo, aquellos de confección propia, como a la hora de realizar un muñeco, por eso explicamos cómo hacer un cojín infantil para jugar.

Lo que tenemos entre manos es la idea sobre cómo hacer un cojín infantil para jugar bajo el mismo concepto por ejemplo del Señor Cara de Papa, se trata de un cojín que viene siendo un rostro base sobre el cual se pueden colocar bocas, ojos, cabello y gran cantidad de detalles para ir formando diferentes rostros y personajes, con ellos los niños tendrán gran cantidad de variantes en sus juegos, nuevos amigos, máscaras o compañeros de juego imaginarios, por lo que se estarán aportando grandes cuotas de ayuda al imaginario infantil.

Para hacer un cojín infantil para jugar se debe conseguir paño y piezas de fieltro, así entonces se crea una superficie adhesiva con forma circular que se rellenará para que forme la cabeza del muñeco, y luego en fieltro de colores se recortarán ojos, bocas, aros, moños, parches, cejas, cabello, dientes, lunares, gafas, bigotes, narices, orejas, cicatrices y todo lo que a uno se le ocurra que puede dar un toque extra a la cara del personaje, cada pieza llevará detras el velcro, para que los pequeños puedan pegar y despegar sencillamente las figuras sobre el rostro de su cojín, o sea, la parte delantera, sin que se salgan.

Es una excelente idea la de crearle en la parte trasera un bolsillo para colocar allí todas las piezas, ideal para que los niños no las pierdan y puedan llevarlas de un sitio a otro, para poder jugar en cualquier momento y en cualquier lugar.

Vía | Decoideas
Más Información | Ruffles and Stuff

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...