¿Comidas infantiles u obras de arte?

Lee Samantha es una madre que prepara comidas infantiles que son verdaderas obras de arte, utiliza todo tipo de ingredientes pero especialmente se centra en el uso de alimentos como las verduras, estos platos se convierten en irresistibles para los niños.

Alimentación infantil

Sin duda, los platos de comida que podéis ver en este post se pueden considerar obras de arte, son las creaciones de Lee Samantha, una madre que cuando estaba embarazada de su segundo hijo en el año 2008, empezó a convertir las comidas infantiles en arte. La finalidad era alentar a su hija mayor a comer de forma independiente, seguramente la niña estaría esperando la hora de la comida impaciente para ver con qué obra artística le sorprendería.

Lee Samantha sigue un patrón de trabajo coherente, primero realiza el diseño y elige los alimentos que darán vida a su boceto, de este modo se evita el desperdicio alimentario y se acierta a la hora de pensar en la composición nutricional del plato. Las herramientas más habituales, según comenta en su blog, son los cuchillos, las tijeras y los palillos de dientes, utiliza estas herramientas porque considera que de este modo cualquier madre podrá realizar diseños parecidos que inviten a los hijos a comer por si solos.

Almuerzos infantiles

Mirando con detenimiento podemos preguntarnos ¿son comidas infantiles u obras de arte?, lo cierto es que sus platos de comida artísticos triunfan, basta con dar un vistazo a algunas redes sociales para darse cuenta de ello, en Facebook tiene más de 34.000 seguidores, en Instagram más de 368.000 y su humilde blog recibe miles de visitas. Gracias a su labor ha logrado que muchos padres se impliquen un poco más en la comida de sus hijos y les preparen platos irresistibles que hacen que incluso la verdura sea más apetecible.

Alimentación para niños

Lee Samantha está afincada en Malasia, como sabemos, en muchas culturas asiáticas la decoración juega un papel importante en la cocina, al respecto recordamos el post El almuerzo de un niño japonés, en él explicábamos que los niños japoneses en edad preescolar se divertían de lo lindo a la hora de almorzar, ya que sus madres les preparaban composiciones artísticas, sean personajes de dibujos animados, paisajes, cantantes, etc. Cada almuerzo es una obra de arte. En este caso podemos comprobar que el estilo de Lee Samantha es distinto e incluso es mucho más adecuado a los ojos de un niño.

En definitiva, os recomendamos visitar el blog de esta madre, seguro que os inspira y motiva para preparar a vuestros hijos auténticas obras de arte culinarias para niños que resultarán irresistibles de probar.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...