Casi el 50% de los menores de 14 años abren su primer perfil en las redes sociales

Un estudio de Wiko concluye que casi el 50% de los menores de 14 años abren su primer perfil en las redes sociales a pesar de que está prohibido en la legislación y en las condiciones de uso de la mayoría de las redes sociales. El estudio de Wiko ha querido analizar los hábitos y comportamientos de los menores en relación a las redes sociales y sus smartphones, y las conclusiones desembocan en una solución lógica, educar a los niños en el uso responsable de las nuevas tecnologías.

I Observatorio de la Generación Z a través del smartphone

La marca francesa de telefonía móvil Wiko ha presentado el estudio “I Observatorio de la Generación Z a través del smartphone”, según algunas conclusiones, casi el 50% de los menores de 14 años abren su primer perfil en las redes sociales, lo que delata que se infringe la normativa relativa a la restricción de edad establecida en la legislación española y en la política de algunas de las redes sociales.

Esta conclusión se obtiene a partir de una encuesta realizada a personas con edades comprendidas entre los 18 y los 24 años, con motivo de la celebración el próximo día 20 de la celebración del Día Universal del Niño, día que tiene como cometido dar a conocer los derechos de la infancia y concienciar a las personas de la importancia de trabajar a diario por su salud, bienestar y desarrollo.

Wiko ha querido analizar los hábitos y comportamientos en relación a las redes sociales y sus smartphones, los resultados obtenidos en el estudio tienen el cometido de ayudar a los padres y los niños, para que desarrollen una relación sana y responsable con la tecnología. De todos modos, queremos apuntar un dato interesante, los participantes de la encuesta tenían como mínimo 18 años, lo que indica que los datos que proporcionan corresponden como mínimo a hace 4 años,y desde entonces, las redes sociales han realizado cambios, se han actualizado sus políticas y se han incluido nuevos puntos en la legislación.

Claro, que los datos se pueden trasladar a la época actual, ya que los menores de 14 años hacen lo posible por abrir sus perfiles en redes sociales haciendo algunas trampas, aunque cada vez es más complicado. Volviendo a los resultados del estudio, se desprende que un 20% de los participantes abrió su primer perfil en las redes sociales a los 12 años de edad, hay que tener en cuenta que en redes como Facebook o Instagram la edad mínima para ello son los 14 años. En otras redes como Twitter, la edad mínima son los 13 años y siempre con consentimiento de los padres, en plataformas como YouTube no se exige, pero como ya hemos comentado en otras ocasiones, se trabaja para mejorar (aunque le queda un largo camino).

Muchos padres creen que el uso del teléfono móvil debe limitarse a un sistema para poder localizar a los hijos, aunque la realidad es otra, utilizan los dispositivos para mucho más de lo que pretenden los padres, hacer y recibir llamadas. En este sentido, merece la pena retomar la lectura de la campaña de Qustodio, en la que se apuesta por la educación de niños y niñas en el uso de las nuevas tecnologías, es decir, explicar a los niños y niñas cuáles son los límites, hablar de los riesgos existentes en la red, del uso responsable de internet y las nuevas tecnologías, etc.

Del estudio se desprende que el 88,14% de los jóvenes con 18 años, cuando eran menores de edad utilizaban el teléfono por ocio, para chatear utilizando WhatsApp o jugar. Wiko, al igual que Qustodio, aboga por la educación para aprovechar la tecnología de forma responsable y siempre en base a la edad y necesidades de los menores, el smartphone no se puede prohibir y debe reconducirse a los niños para que comprendan que se trata de una herramienta de gran interés siempre que su uso sea responsable. En otro estudio, Qustodio apuntaba que los menores de entre 12 y 17 años pasan más tiempo conectados a internet que en el colegio, esto nos da una clara idea del valor de los dispositivos tecnológicos para los niños y lo importante que es que los padres se impliquen y eduquen a sus hijos en el uso responsable de las nuevas tecnologías.

En el estudio “I Observatorio de la Generación Z a través del smartphone” se habla de los contenidos a los que los menores acceden, según este trabajo, un 46% de los jóvenes encuestados afirman haber recibido contenidos de tipo sexual en sus smartphones en los últimos dos años, esto es algo que no nos sorprende, sobre todo sabiendo que una investigación ponía de manifiesto que el acceso a las pantallas rebaja la edad del inicio del consumo de porno a los 8 años de edad.

También se aborda otra problemática creciente, la de los desafíos a través de las redes sociales, donde se invita a los niños a llevar a cabo acciones que en ocasiones pueden poner en riesgo su integridad física, algo de lo que en los medios de comunicación se ha hablado en varias ocasiones. En definitiva, hay muchos datos más que se desprenden del estudio de Wiko, y en todos los casos, se demuestra que la educación es el camino a seguir para que los niños de hoy en día sean responsables en el uso de las nuevas tecnologías.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...