Bruxismo

Rechinar los dientes

El bruxismo es el hábito de apretar o rechinar los dientes, puede darse durante el día o la noche, y lo padece entre el 10 y el 20% de la población. La diferencia es que las personas que sufren bruxismo durante el día pueden hacerlo de manera consciente o inconsciente, mientras que el bruxismo nocturno es siempre inconsciente. Los niños que lo hacen de manera voluntaria durante el día son llamados bruxómanos, mientras que lo que lo hacen inconscientemente por la noche son llamados bruxistas.

Este hábito suele darse en niños de entre 4 y 6 años de edad, pero al cabo de los años suele desaparecer. Si persiste hasta la edad adulta, con el paso del tiempo causa en los dientes un progresivo desgaste y deterioro, por lo que es importante acudir al dentista si se sospecha que el niño puede tener un episodio de bruxismo.

El bruxismo nocturno suele darse en la primera etapa del sueño. Esta etapa comprende los primeros cinco minutos y es cuando el corazón empieza a latir más lentamente, los músculos se relajan y es muy fácil despertarse. Parece ser que el bruxismo diurno es más frecuente en los hombres, mientras que el nocturno es algo mas habitual en las mujeres.

Cuando el bruxismo alcanza unos niveles graves de afección a los dientes, el odontólogo coloca al niño una protección dental de resina o plástico, también conocida como férula de descarga, que impide el desgaste de los dientes y la herida de las encías.

Normalmente el bruxismo se desencadena por estados de estrés, ansiedad, alergias, deficiencias nutricionales, miedos o simplemente por la postura al dormir. Ante esto, los especialistas recomiendan que los pequeños realicen diferentes actividades de relajación, por ejemplo yoga, y que en las horas anteriores a irse a la cama tengan tiempo de relajarse, una buena forma de hacerlo es con un baño.

Vía | Educación infantil
Foto | lepiaf.geo

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...