Cómo evitar contagiarse de gripes y catarros

Para evitar que los niños se contagien de gripe o catarros provocados por virus, deben adoptar hábitos saludables. Os damos algunos consejos.

gripe

Con la llegada del frío han comenzado los primeros catarros y las primeras gripes. En casa, ya lo estamos pasando. Por ello se me ha ocurrido recordar algunos consejos para evitar, o al menos suavizar en la medida de lo posible, los contagios por estas enfermedades tan típicas de esta época del año. Y es que la gripe, por ejemplo, es una enfermedad causada por un virus que puede contagiarse a través de gotitas de saliva cuando se tose, o incluso, al estornudar. Es más, a través de las manitas, los niños pueden contagiarse fácilmente ya que las manos están en contacto con los ojos, la nariz y la boca.

Me parece importante destacar la importancia de la higiene y de los hábitos saludables, que se deben enseñar desde pequeños a los niños para que tengan la prudencia de evitar contagiarse. Esto es muy difícil, evidentemente, porque cuando son pequeños tocan todo, se meten la mano en la boca y estornudan sin más. Pero esto no quiere decir que demos la batalla por perdida. Es decir, a base de insistir y de recordar las normas de higiene, se puede conseguir que los niños aprendan a intentar evitar el contagio por este tipo de enfermedades víricas.

Para ello, es importante explicar al niño que si hay un amiguito malito, no se le puede ir a ver a casa, o si hay un familiar enfermo, lo mejor es evitarlo. También es importante enseñar a los niños a estornudar poniéndose la manita delante de la nariz. Este reflejo suele ser difícil de conseguir, pero a medida que crecen, se dan cuenta de cuándo va a venir un estornudo y es más fácil que se tapen la naricita. Además, hay que intentar tener pañuelos a mano para que en ese acto reflejo del estornudo, les dé tiempo a alcanzar un papel. Si no es posible, deberían lavarse las manitas después de estornudar.

Los pañuelos de papel usados deben tirarse a la basura y no se deben dejar ni encima de la mesa ni en ningún lugar donde otro niño pueda tocarlo. Un consejo muy importante es insistir en el lavado de manos. Los niños que están en el colegio deberían lavarse las manos con frecuencia para evitar llevarse el catarro a casa. Este lavado de manos no es suficiente solo con agua, hay que usar jabón y frotar bien las manitas. De esta manera se puede conseguir que el niño evite en mayor medida el contagio de estas enfermedades.

Por otro lado, los niños también deben evitar compartir utensilios personales con otros niños. Es decir, no deben compartir ni vasos, ni cepillos de dientes, ni cubiertos, etc. Es importante que los niños tomen conciencia de la importancia de la higiene personal y una manera de conseguirlo es hacerlo a través de los dibujos. Los padres, además, podemos ayudarlos a tener más defensas con una alimentación sana y variada que les permita tener más defensas. ¿Qué otros consejos añadiríais?

Foto | Nathan Put-Fernandez

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...