Las mamás lactantes en pie de guerra

Celebridades de todo el mundo se han unido a una campaña que busca defender la lactancia materna. Que el hecho de amamantar en público no sea visto como un acto inmoral, es una de sus principales luchas.

Las mamas lactantes en pie de guerra

Dar pecho a tu bebé es algo natural y ampliamente recomendado por médicos y especialistas. La leche que brota de tu ser es el mejor alimento para tu retoño. Sin embargo, en pleno siglo XXI, esta acción suele ser mal vista cuando no la ejecutas en la intimidad del hogar. Muchas mujeres son criticadas por amamantar en público, incluso suelen señalarlas y hasta acosarlas por compartir ese momento especial, a pesar de las campañas a favor que han rendido frutos, pues por ejemplo en España 88,7 % de las féminas practica la lactancia.

Para darle una bofetada a la sociedad sobre la saña contra este acto natural, muchas madres se han unido a una protesta que se desarrolla en la red social Instagram. Usando la etiqueta #normalizebreastfeeding (normalizar el amamantamiento), miles han posteado fotos dando el pecho a su hijo.

Celebrities se suman a la defensa de la lactancia

La lucha contra la censura ha tocado la fibra no sólo de madres comunes, sino también de personajes famosos de la industria del espectáculo que se han sumado a la causa. Tal es el caso de Sarah Wright Olsen, actriz norteamericana que participó recientemente en un filme al lado de Tom Cruise. En su cuenta tiene fotos amamantando a su pequeña y usando el controvertido hashtag. Otra luminaria que aprovecha su fama para crear conciencia al respecto es la cantante Pink. En su cuenta de Twitter la intérprete de “Beautiful Trauma” escribió que le valían “mierda” las opiniones de quienes están en contra de la acción y subió la respectiva gráfica junto a su hijo. Para la artista la lactancia materna es saludable y confortable para su niño. La intérprete Alanis Morisette no se ha quedado atrás. Su pequeña de 12 meses, Onyx, ha posado rozagante sobre su seno, y decenas de personas han “aplaudido” la acción.

Entre críticas y buenos comentarios

Las modelos tampoco tienen reparo en sacar a la luz ese lado tan íntimo de su maternidad. Ni sus compromisos laborales les impiden cumplir con este “ritual”. Los 13 millones de seguidores de Giselle Bundchen han visto las imágenes de ella con su bebé al pecho, a la vez que la peinan y maquillan para sus presentaciones. Unas como Natalia Vodianova son más arriesgadas. La top models rusa se mostró desnuda, con su chiquita pegada a su teta, como la escena más normal del mundo.

Algunos ciudadanos se han acostumbrado, pero otros no. Hay quienes dejan fuertes críticas por considerar estos hechos como un acto inmoral. Una hija de un exministro de la república soviética de Kirguistán, por ejemplo, se vio obligada a eliminar una foto en la que se le apreciaba amamantaba a su hijo, por los comentarios que recibió, pero no dudó en afirmar que alimentará a su niño cuándo y dónde lo requiera.

Instagram ha dejado claras sus políticas de seguridad ante los desnudos o desnudos parciales, e incluso borró por un tiempo el perfil de una fotógrafa australiana que se dedica a publicar trabajos gráficos de este tipo. No obstante, hay miles de personas que están abriendo sus mentes en torno a este tema, para apoyar estas iniciativas en defensa de la lactancia. ¿Será la sociedad quien ayude a las mamás a mantenerse en pie de guerra?

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...