Vacunas imprescindibles en el embarazo

Durante el embarazo, los médicos recomiendan que las futuras mamás reciban dos vacunas que consideran imprescindibles, la vacuna de la tos ferina y la vacuna de la gripe. Administradas durante el embarazo conferirán a los recién nacidos los anticuerpos que garantizarán su inmunidad frente a estas enfermedades durante los primeros meses de vida y hasta que reciban la vacuna correspondiente.

Vacunación en la gestación

En la actualidad existen dos vacunas que se consideran imprescindibles en el embarazo, la primera es la vacuna de la tos ferina, enfermedad contagiosa causada por la bacteria Bordetella pertussis que, aunque afecta a cualquier edad, se ceba especialmente con los niños de un modo muy agresivo. Según las cifras, un 90% de los casos de tosferina que son peligrosos se producen en menores de seis meses, de ahí que se recomiende la vacunación de bebés a los dos, cuatro y seis meses de edad.

Pero el problema son los dos meses que pasan desde el nacimiento del bebé y hasta que recibe la vacuna, es un periodo en el que el pequeño está totalmente desprotegido contra la enfermedad y el único modo de proporcionarle inmunidad es a través de la vacuna que recibe la madre en el embarazo. Los anticuerpos desarrollados en la madre como consecuencia de la vacuna se transmiten al bebé protegiéndole hasta que recibe su vacuna.

La segunda vacuna imprescindible es la de la gripe, enfermedad vírica contagiosa de carácter respiratorio que es especialmente virulenta y tiene una elevada incidencia en los bebés debido al precario desarrollo del sistema inmunológico. Los pequeños que sufren esta enfermedad tienen un elevado riesgo de hospitalización y podrían llegar a morir, como en el caso de la tos ferina, la inmunidad contra la gripe en el recién nacido se adquiere a través de la vacunación de la madre durante la gestación y esta se mantiene muy elevada y durante un periodo de unos dos meses, por lo que se evita que el bebé sufra la enfermedad y su posible hospitalización.

Sobre las vacunas imprescindibles en el embarazo habla en el vídeo que podéis ver a continuación la doctora Carolina Esteve, obstetra del Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona. La experta habla sobre cuándo deben recibir las futuras mamás estas vacunas, las ventajas que ofrecen, si existen efectos secundarios, etc.

Se recomienda administrar la vacuna de la tos ferina a partir del segundo trimestre del embarazo sin que esté condicionada a la estacionalidad, algo que sí ocurre con la vacuna de la gripe, una vacuna que las madres deben recibir entre los meses de octubre y abril debido al carácter estacional de la enfermedad. Por cierto, hace unos días os hablábamos de las nuevas recomendaciones para la campaña 2017-2018 de la vacuna contra la gripe, recomendaciones que merece la pena tener en cuenta y que se aplican a todos los segmentos poblacionales.

Como habitualmente aconsejamos, es necesario consultar a los médicos que realizan el seguimiento del embarazo sobre cualquier cuestión relacionada con la salud de la madre y del futuro bebé, son ellos quienes pueden proporcionar consejos de valor que merece la pena seguir, para reducir el riesgo de que los recién nacidos puedan sufrir complicaciones de salud.

Foto | Bethany Brown

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...