Tomar calcio durante el embarazo reduce los niveles de plomo en sangre

Tomar calcio durante el embarazo reduce los niveles de plomo en sangre

Una investigación realizada por el Departamento de Ciencias de la Salud Ambiental de la Universidad de Michigan (EE UU) muestra que tomar calcio durante el embarazo reduce los niveles de plomo en sangre. Los niveles de plomo son peligrosos para el futuro bebé, entre algunos de los problemas que este elemento puede provocar se encuentran los defectos congénitos, el bajo peso o la reducción del coeficiente intelectual en un futuro.

Recordemos que no hace mucho hablábamos también sobre los riesgos de una exposición al plomo durante la infancia y cómo podría propiciar la agresividad en estado adulto. Se podría reducir la incidencia de estos problemas de un modo sencillo, simplemente sería cuestión de tomar calcio durante el embarazo para ello.

En este estudio, los expertos proporcionaron a 557 mujeres embarazadas de tres meses un suplemento diario de 1.200 miligramos de calcio y un placebo como control. Con esta medida se logró reducir el nivel de plomo en sangre hasta un 31%, el calcio sería un agente protector que reduciría los riesgos de la incidencia del plomo en el futuro bebé.

El calcio es un suplemento muy importante para la madre y para el bebé, podemos recordar un estudio de la OMS (Organización Mundial de la Salud), en el que se mostraba que un suplemento de calcio durante el embarazo podía ayudar a reducir la incidencia de preeclampsia. En este estudio se realizó un seguimiento a 8.300 mujeres de distintos países que presentaban una dieta muy deficiente en calcio. Al igual que el estudio anterior, se formaron dos grupos y se proporcionó un suplemento de calcio y un placebo, los resultados no dejaban lugar a dudas.

Un suplemento de calcio durante el embarazo reduce además posibles problemas de hipertensión, así se indicaba en la publicación Cochrane Library. Al parecer, las mujeres con más riesgos de sufrir un problema de hipertensión se verían muy beneficiadas con un suplemento nutricional de calcio. La hipertensión gestacional afecta aproximadamente hasta a un 22% de los embarazos y es un trastorno asociado a miles de muertes cada año en todo el mundo.

El calcio no debe faltar en la dieta de la futura mamá, no sólo por la efectiva prevención que realiza frente a distintas enfermedades, también hay que tener en cuenta que es un elemento necesario para el desarrollo del bebé, recordemos que es imprescindible en la osificación del esqueleto, proceso que se alarga hasta los 20 años de edad.

Es recomendable consultar a un especialista o nutricionista y elaborar una dieta para administrar el calcio necesario al organismo asegurando el buen desarrollo del bebé, alimentos ricos en calcio pueden ser la leche y sus derivados, cereales, verduras, etc., pero de ello hablaremos ampliamente en otro post.

Más información | Eureka Alert
Más información | El Mundo
Foto | Magdalena Sobczyk

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...