Las náuseas en el embarazo

Las náuseas es uno de los primeros síntomas del embarazo. El aumento de hormonas, las comidas copiosas y grasientas, el estrés, los miedos, los olores o las pastillas de hierro pueden ser causas que pueden provocar las náuseas.

Hace poco hablábamos de la fatiga en el embarazo, uno de los síntomas del embarazo más comunes. En esta ocasión vamos a centrar nuestra atención en las náuseas durante la gestación. Este síntoma suele ser bastante molesto, pero es una causa evidente de que tu cuerpo está elaborando más hormonas y por lo tanto que todo sigue según el orden establecido por la naturaleza. No todas las embarazadas tienen ni la misma cantidad ni la misma duración de náuseas en el embarazo, las hay que incluso no las sufren.

La náuseas pueden mejorar con jengibre.

Aunque es cierto que se han hecho estudios que determinan que hay una cierta relación entre mujeres que han tenido abortos y la ausencia de náuseas en su embarazo, tampoco es bueno obsesionarse si no se tienen. Esto puede ser debido a que si el embarazo no se desarrolla bien, los niveles de hormonas no son tan altos y puede ser una causa de la falta de náuseas. Pero también es cierto que las náuseas en el embarazo no son para todas las embarazadas igual, hay quien tiene más, a quien le dura todo el embarazo y la mayoría solo las tiene hasta el tercer o cuarto mes de embarazo.

No se sabe exactamente por qué aparecen las náuseas en el embarazo, hay varios factores que pueden influir. En primer lugar, en los primeros meses del embarazo aparecen las hormonas placentarias (estrógenos, progestinas, gonadotropina coriónica, lactógeno placentario y la relaxina), algunas de ellas como las progestinas o la gonadotropina coriónica hacen que la digestión en el embarazo se lleve a cabo de forma más lenta. Al tener el alimento más tiempo en el estómago, esto puede ser una causa de sentir náuseas en el embarazo.

Por otro lado, en el embarazo se agudiza el sentido del olfato, cualquier pequeño olor que antes nos pasaba desapercibido lo captamos en seguida y puede causar náuseas. Otro factor que las pueden causar son las pastillas de hierro que nos receta el ginecólogo, si vemos que su sabor o digestión es demasiado fuerte, debemos consultarlo con él. Otra causa que se asocia a las náuseas es el factor psicológico (miedos o estrés). Para una mujer, sobre todo primeriza, pueden surgir muchos miedos asociados al parto, a la incertidumbre de si será capaz de cuidar al bebé o si el bebé se está desarrollando correctamente.

Y ¿qué podemos hacer para evitar las náuseas o mejorarlas? Por un lado evita comidas abundantes y grasientas. Come más a menudo, pero en menor cantidad, pero sobre todo come productos sanos y naturales.  Toma jengibre, ya sea en infusión, en forma de galletas o bebidas de jengibre. La OMS ha reconocido que esta raíz puede ser eficaz en el caso de las náuseas en el embarazo, que aunque puede que no las quite del todo, al menos mejorarás mucho. Toma alguna galleta antes de levantarte de la cama, y no tengas prisa. Otro consejo que se le suele dar a la embarazada con náuseas es beber un poco de zumo de limón y bebidas gaseosas (sin excederse, claro).

Foto | Schwangerschaft en Flickr

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...