Embarazo sin incompatibilidad Rh

Factores Rh

Un grupo de especialistas pertenecientes al laboratorio valenciano Sistemas Genómicos ha logrado que se desarrolle en España, el primer embarazo sin incompatibilidad Rh gracias a la selección genética de embriones y la técnica de diagnóstico genético preimplantacional. Como sabemos, la incompatibilidad Rh es el resultado de una concepción entre una mujer con un Rh negativo y un hombre con un Rh positivo.

Generalmente, en un primer embarazo en el que el padre es Rh positivo y la madre Rh negativo, la incompatibilidad no afecta al feto, pero sí se producen anticuerpos que podrían afectar a posteriores embarazos provocando una respuesta inmunológica del organismo de la madre contra el futuro bebé, de todo ello hablábamos en el post incompatibilidad Rh. El factor Rh es una proteína hereditaria presente en los glóbulos rojos que poseen la mayoría de las personas, es decir, son Rh positivas, en cambio, las personas que no poseen la proteína en cuestión tienen un grupo sanguíneo Rh negativo.

Al parecer, una pareja con incompatibilidad sanguínea concibió un hijo en el año 2006, el bebé nació sin complicaciones pero se generaron anticuerpos que pondrían en peligro posteriores embarazos, de hecho, en el año 2008 una nueva concepción derivó en un aborto en la 24ª semana del embarazo a causa de la incompatibilidad Rh. Los especialistas advirtieron a la pareja que un tercer embarazo podría poner en peligro a la madre si se volvía a concebir un bebé con Rh positivo.

Los especialistas realizaron un estudio previo para identificar las regiones polimórficas (los múltiples alelos de un gen), para averiguar dónde se encontraba la mutación que causaba que el embrión heredará el factor de su padre. Con los resultados obtenidos, tras cuatro meses de trabajo, se procedió a iniciar un ciclo de fecundación in vitro con el que se obtuvieron cuatro embriones, posteriormente se realizó una biopsia (la extracción de tejido celular) en cada embrión para determinar cuál presentaba un factor Rh compatible con la futura madre.

El siguiente paso fue trasladar el embrión con las características deseadas al útero materno y lograr un embarazo sin incompatibilidad Rh. Ahora, la futura mamá aborda la 14ª semana de embarazo y todas las pruebas muestran que el feto tiene el mismo factor sanguíneo que la madre y por tanto, no existe peligro alguno de incompatibilidad. Si todo se desarrolla según lo previsto, el año que viene nacerá en España el primer bebé que evita la incompatibilidad Rh.

Como sabemos, gracias a las nuevas técnicas y al diagnóstico genético preimplantacional, se han logrado embarazos que hubieran sido imposibles debido a problemas o enfermedades genéticas imposibles de superar.

Vía | Levante
Foto | Clairity

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...