Cómo termina la lactancia materna

Destete

¿Cuál es el proceso que desencadena el proceso por el que las glándulas mamarias de una mujer detienen su producción de leche? es decir, ¿cómo termina la lactancia materna?, a estas preguntas ha respondido el estudio realizado por investigadores de la UBA (Universidad de Buenos Aires), la investigación permite saber cómo se detiene la producción de leche y las glándulas involucionan retomando su estado original, el de antes de la gestación.

El proceso se inicia con la acumulación de leche en las glándulas mamarias, algo que provoca la muerte celular y el reordenamiento de los tejidos a su estado original. Hasta el momento se sabía que algunas sustancias como las citoquinas (proteínas responsables de regular la función celular y la comunicación intercelular) son responsables de desencadenar el proceso que termina con la lactancia materna, pero no se sabía cómo se iniciaba la producción masiva de citoquinas.

Los investigadores indican que la hipótesis era que la leche acumulada distendía el tejido provocando un estiramiento que desencadena los acontecimientos posteriores asociados a la involución de las glándulas, es decir, un mecanismo que se origina tras el destete. La hipótesis se confirmó realizando un experimento con roedores de laboratorio, mediante un dispositivo en el que se colocaron células mamarias de un roedor hembra, se permitió el crecimiento de dichas células y posteriormente fueron sometidas a un estiramiento tal y como ocurre en el proceso que se inicia tras el destete de un bebé.

Dicho efecto mecánico provocó la producción de sustancias que favorecieron la involución de las células mamarias. El estudio es de gran interés, ya que se intenta encontrar la relación entre el reordenamiento de los tejidos, la muerte celular y el cáncer, de hecho, los especialistas constataron que las células mamarias presentan una reacción fisiológica similar a la de las células tumorales. Durante el proceso de involución se activa una proteína denominada STAT 3 (proteína que se activa en respuesta a la producción de citoquina y que se encuentra asociada a varios tipos de cáncer en humanos con un mal pronóstico) que dispara la muerte celular para la reorganización al estado anterior a la gestación.

Para los especialistas resulta sorprendente que el proceso iniciado tras el destete tenga puntos en común con el cáncer. La involución mamaria provoca además la aparición de las enzimas metaloproteasas que participan en la metástasis degradando las proteínas y rompiendo la membrana celular, algo que puede resultar peligroso, ya que se facilita la migración e invasión de otros tejidos incrementando el riesgo de padecer cáncer. Los expertos indican que si tras el destete, existen en alguna de las mamas células que presenten un determinado grado de malignización (adquirir carácter maligno), el proceso de involución de las células mamarias podría incrementar la capacidad invasiva celular y por tanto el riesgo de cáncer.

A través de la publicación digital La Nación podemos saber que en el embarazo se produce una reorganización que hace que las mamas crezcan, las células de grasa se retraen y dan paso al epitelio (tejido formado por varias capas de células unidas entre sí con el fin de producir leche materna). Tras la lactancia materna y el destete, el epitelio muere al incidir las metaloproteasas en la membrana basal del epitelio y los adipocitos o células de grasa vuelven a ocupar su lugar. La involución concluye con la revascularización y la remodelación de los tejidos.

Una pregunta interesante es saber por qué las madres lactantes no están más protegidas contra el cáncer de mama ya que el embarazo ejerce un efecto protector del organismo y más si se es una madre joven y fértil. Esto es así, pero parece ser que el efecto protector desaparece y tras cinco años después del parto, se ha observado que se produce un incremento del riesgo de padecer cáncer de mama. Los especialistas aconsejan tener el primer hijo a una edad temprana para incrementar el efecto protector del embarazo y reducir el riesgo de cáncer asociado a la involución mamaria.

Posiblemente se realicen nuevas investigaciones que permitan arrojar más luz sobre los procesos que nos muestran sobre cómo termina la lactancia materna y qué se desencadenan tras el destete, del mismo modo, los riesgos asociados al proceso según la edad, la condición física o genética, etc. Puedes conocer más detalles sobre la investigación a través del artículo de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires.

Foto | NiDerLander

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...