Trona convertible Tuo

Tuo es una trona convertible que cuenta con características que resultarán de interés para las familias de hoy en día, tiene un bonito diseño minimalista, es elegante, cómoda, segura, con una amplia vida útil, y su relación calidad/precio es bastante razonable, conoce aquí más detalles.

Tronas para bebés

Si buscáis una trona convertible que sea elegante, con líneas limpias y diseño un tanto minimalista, que sea funcional y cuente con una gran vida útil, merece la pena dar un vistazo a la trona convertible Tuo de Skip Hop, marca que, como ya sabréis, es referente a nivel internacional por el diseño y la calidad de los complementos y accesorios que fabrica para el mundo del bebé.

Tuo es una trona convertible ideal para bebés a partir de seis meses, en una primera etapa es una trona tradicional, cuando el pequeño cumple los tres años de edad se transforma para convertirse en una silla alta, posteriormente se convierte en una cómoda silla infantil para niños a partir de 4-5 años.

La trona combina materiales como la madera y el plástico de una forma acertada, las patas son de madera de haya, madera resistente y de gran dureza, y fácil de trabajar. La base de la trona es amplia, lo que le otorga una gran estabilidad minimizando el riesgo de que se pueda volcar. Para evitar que pueda deslizarse y facilitar que se afiance al suelo, las patas integran unas piezas de plástico antideslizante.

Integra un reposapiés de madera para que el niño pueda sentarse con más comodidad, este reposapiés se puede desmontar cuando ya no sea necesario. El asiento está fabricado en un material plástico de gran calidad y fácil de limpiar, es amplio y permite la libertad de movimientos, su diseño se ha concebido para que ofrezca la mayor comodidad.

tronas de Skip Hop

Las fundas del asiento son acolchadas y reversibles, algo que facilita cambiar la imagen de la trona como si tuviéramos dos modelos. Estas se pueden extraer con facilidad para su lavado a máquina, siempre siguiendo las condiciones de la marca para que se mantenga en buen estado durante su vida útil. La bandeja también es de plástico, es amplia y extraíble, se puede limpiar simplemente pasando un paño húmedo, o introduciéndola en el lavavajillas si se ha ensuciado demasiado.

La seguridad se garantiza con un arnés con cinco puntos de retención y cierre centralizado de liberación rápida, aunque también la propia bandeja actúa como elemento de seguridad. Convertir la trona es una silla alta es sumamente fácil, basta con retirar la bandeja para que el pequeño pueda comer en la mesa junto al resto de la familia. Finalmente, para convertirla en una silla infantil, simplemente hay que desmontar las patas, formadas por dos piezas, dejando solamente una.

La relación calidad/precio es bastante razonable, sobre todo teniendo en cuenta su amplia vida útil, si os interesa, podéis adquirirla en tiendas de bebés por un precio que ronda los 148 euros. Para más información os recomendamos acceder a la página oficial de Skio Hop.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...