Telescopio Primary Science

Si quieres un telescopio para introducir a los niños en el mundo de la astronomía y contestar a las preguntas que formulan sobre las estrellas, nada mejor que adquirir el telescopio infantil Primary Science. Es un juguete concebido para niños de tres a cinco años, es de gran calidad, ofrece un aumento de 20x y su precio es bastante razonable.

Juguetes educativos

Algunos niños pequeños demuestran interesarse por el espacio, nos preguntan qué son las estrellas, qué es un planeta, por qué vemos estos cuerpos celestes en el espacio… todo tipo de preguntas motivadas por el desconocimiento y la curiosidad. Lo cierto es que no todos los niños a una edad temprana (de 3 a 5 años) demuestran tener esa inquietud, para los que sí la tienen, merece la pena regalarles un juguete educativo que contribuya a aumentar esa inquietud e introducirse en el mundo de la astronomía.

Anteriormente hemos hablado de telescopios para niños, aunque nunca de un telescopio para niños de tres a cinco años, ya que como decíamos, no es habitual que demuestren tener interés por el firmamento, al menos de un modo más profundo de lo habitual. En este sentido, hoy os queremos hablar del Telescopio Primary Science, se trata de un aparato muy básico pero ideal para que lo utilicen los más pequeños.

Primary Science es un telescopio fabricado en un plástico resistente, de tacto agradable y libre de elementos químicos o materiales que puedan afectar a los niños. Cuenta con un trípode para poderlo instalar sobre una mesa, una silla o el lugar más adecuado para poder observar las estrellas. Enfocar los objetivos resulta sencillo, basta con girar la ruedecita hasta que la imagen sea nítida, para mayor comodidad y protección del ojo de los niños, integra un soporte de goma para que se coloquen correctamente.

Primary Science

El telescopio cuenta con un aumento de 20x, ideal para la introducción a la astronomía visual y ver con más claridad la luna, las estrellas y las constelaciones que forman. Una característica interesante es la posibilidad de separarlo del trípode y utilizarlo como si fuera un catalejo, realizando observaciones sin necesidad de apoyo. Con este tipo de juguetes es interesante que los padres acompañen a los niños y les expliquen lo que están viendo en un lenguaje que resulte comprensible para ellos.

Como ya hemos comentado en otras ocasiones, este tipo de juguetes educativos son una buena apuesta, ya que con ellos despertamos el interés de los niños por las disciplinas científicas. La relación calidad/precio de este telescopio para niños es bastante buena. Podéis adquirirlo en jugueterías como esta por un precio que ronda los 21 euros.

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...