Un oligosacárido de la leche materna mejora el desarrollo cognitivo de los bebés

Una investigación ha asociado el mejor desarrollo cognitivo de los bebés, con un oligosacárido denominado 2 Fucosil Lactosa (2-FL) presente en la leche materna. El descubrimiento es de gran importancia, sobre todo para aquellas madres que no pueden amamantar a sus bebés, ya que se puede diseñar un suplemento para favorecer en los pequeños el desarrollo cognitivo.

2 Fucosil Lactosa (2-FL)

Según los resultados de una investigación realizada por expertos del Hospital Infantil de Los Ángeles y la Universidad de California (Estados Unidos), un oligosacárido de la leche materna denominado 2 Fucosil Lactosa (2-FL), mejora el desarrollo cognitivo de los bebés. La investigación tenía como objetivo analizar la composición de la leche materna, la frecuencia con la que se alimentaba a los pequeños y cómo influía en su desarrollo.

En este estudio participó un grupo de 50 madres y sus respectivos bebés, tras cotejar los resultados se constató que la cantidad del oligosacárido 2 Fucosil Lactosa recibido en el primer mes de lactancia, guardaba relación con puntuaciones del desarrollo cognitivo significativamente más elevadas cuando los bebés cumplieron dos años. Los expertos apuntan que la cantidad de 2-FL recibida a los seis meses de edad no se relacionó con mejores resultados cognitivos, lo que indica que los beneficios se obtienen con una exposición temprana.

Cierto es que en estudios anteriores se ha destacado el efecto positivo de la lactancia materna en el desarrollo cognitivo, pero el nuevo estudio ha logrado identificar concretamente el elemento responsable de este efecto, en este caso, el oligosacárido 2 Fucosil Lactosa (2-FL). Los expertos lograron cuantificar el 2-FL mediante una plataforma analítica, así como otros elementos presentes en la leche materna en un corto periodo de tiempo, lo que facilitó encontrar la asociación.

Los expertos explican que la tecnología utilizada permite detectar las diferencias en la composición de la leche materna y asociarlas a resultados concretos en el desarrollo cognitivo de los lactantes, validar datos existentes de los modelos preclínicos, la postulación de nuevas hipótesis y teorías, etc. A esto se suma la técnica estadística denominada análisis de mediación, con la que se pudo evaluar de forma independiente los efectos de la lactancia materna en general, y concretamente los efectos del oligosacárido mencionado.

Los expertos explican que un desarrollo cognitivo mejorado en los primeros dos años de vida, tiene un posible impacto a largo plazo en el desarrollo intelectual de los menores y a lo largo de toda la vida. Las observaciones realizadas han permitido determinar que el aumento del desarrollo neurológico proporcionado por la lactancia materna se asociaba principalmente a las madres que producían más 2 Fucosil Lactosa, hay que decir que la cantidad de este oligosacárido varía y guarda relación con la alimentación y estilo de vida de la madre.

Los resultados son de gran interés, ya que ser capaz de identificar factores críticos para el desarrollo neurológico temprano, ofrece la posibilidad de suplementar la leche materna de las mujeres que producen una menor cantidad del oligosacárido. Aunque también es probable que las empresas de alimentación infantil aprovechen esta información para mejorar la composición de la leche de fórmula.

Los investigadores comentan que para algunas mujeres, la lactancia materna es todo un desafío que han de superar si quieren que sus bebés tengan un mejor desarrollo neurológico y más oportunidades en la vida. Para aquellas que no pueden amamantar o solo pueden hacerlo a corto plazo, el oligosacárido podría ofrecerse como un complemento nutricional que apoye el desarrollo cognitivo del bebé.

Podéis conocer todos los detalles de esta interesante investigación a través de este artículo publicado en la revista científica PLOS ONE.

Foto | myllissa

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...