¿Se puede concebir bebés mellizos de dos padres diferentes?

Es posible concebir bebés mellizos de dos padres diferentes, condición que se denomina superfecundación heteropaternal, una situación rara en la que la mujer da a luz dos bebés fecundados a partir de dos óvulos y dos espermatozoides diferentes, en momentos diferentes dentro de un plazo de unos cinco días.

Superfecundación

Una mujer puede concebir bebés mellizos de dos padres diferentes, situación que se produce cuando se lleva a cabo la fecundación de dos o más óvulos en relaciones sexuales diferentes, en un plazo de pocas horas a pocos días tras haber madurado y haber sido liberados los óvulos. Otra posibilidad es que, en los tratamientos de fertilidad se pueda producir un error al utilizar espermatozoides donados que procedan de donantes diferentes.

Esta situación de concepción de mellizos de padres distintos se denomina superfecundación heteropaternal y es una situación rara cuya incidencia es de una por cada 13.000 fecundaciones, siempre que una mujer haya tenido relaciones sexuales con dos hombres diferentes en el mismo día o en un plazo máximo de cinco días, por lo que es una situación bastante rara. Es por ello que cuando se conoce un caso de superfecundación heteropaternal, suele saltar a los medios de comunicación y dejar sorprendida a más de una persona, que es una situación inesperada que suele llamar a atención.

Los espermatozoides pueden vivir en el organismo de la mujer hasta un máximo de cinco días, si a esto sumamos que tras la ovulación, los óvulos permanecen viables durante un máximo de 48 horas antes de que empiecen a degradarse, nos encontraríamos con un periodo de fertilidad que tiene una horquilla de entre 5 y 7 días para que pueda producirse un caso de superfecundación heteropaternal o fecundación múltiple. Hay que decir que, aunque es una situación muy rara en la raza humana, no lo es en el reino animal, por ejemplo, los perros, los gatos o los roedores pueden tener camadas de cachorros que, aunque son hermanos, son de padres distintos.

La superfecundación puede ser heteropaternal, es decir, cuando se produce la fertilización de dos óvulos por dos padres diferentes, pero también puede ser homopaternal, es decir, la fertilización de los óvulos por el mismo padre, lo que da lugar a gemelos fraternales, bebés que se han desarrollado a partir de dos óvulos distintos y dos espermatozoides diferentes, lo que provoca que ambos hermanos no tengan exactamente el mismo material genético (ADN), pero comparten genética de ambos progenitores.

Hay más posibilidades de que pueda darse un caso de superfecundación homopaternal que uno de superfecundación heteropaternal, aún así, sigue siendo un caso bastante raro. Cuando dos bebés son muy distintos, un análisis genético puede determinar si es una condición normal o si se ha producido un caso de fecundación múltiple, el análisis determinará si sólo hay un padre biológico o son dos.

Foto | Nate Davis

Valora esta noticia: 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (0 votos, media: 0,00 de 5)
Loading ... Loading ...